Intel lanza la 8ª Generación de procesadores Core con novedades importantes

Escrito por Juan Diego de Usera

Por fin han llegado. Ya está aquí la nueva plataforma Coffee Lake de procesadores Core de Intel. Y esta vez, parece que Intel sí ha hecho los deberes. Sobretodo porque afirman que la nueva plataforma es hasta un 40% más rápida que la actual Kaby Lake. Y hasta 2 veces más potente que la plataforma de hace 5 años.

Los nuevos procesadores Core de Intel parecen más dispuestos que nunca a plantar cara a AMD. Más que nada porque, hasta ahora y desde hace bastantes años atrás, no había quien les rechistara. Pero ahora el panorama ha cambiado de manera considerable. Y ya no sirve al sacar una actualización que ésta te dé tan solo un 15% extra de rendimiento. Ahora lo que está comenzando a primar es la multitarea. Y ya sabemos todos qué significa eso: más núcleos y más hilos.

Y es que con los nuevos procesadores Core de la plataforma Coffee Lake Intel ha hecho el mayor cambio de arquitectura desde hace mucho tiempo. Ese cambio dicta que tanto sus procesadores Core i5 como los Core i7 llevarán 4 núcleos y 8 hilos de proceso habilitados. Y, si tenemos en cuenta que estos procesadores son para el segmento de portátiles. El cambio en rendimiento va a ser realmente significativo.

El incremento en los núcleos e hilos de la plataforma Core explica perfectamente el incremento de rendimiento

Si miramos un poco los actuales procesadores Core i5 y Core i7 de la serie U, basados en el núcleo Kaby Lake, vamos a ver que todos ellos son en realidad procesadores de dos núcleos con hyperthreading. Básicamente, Intel ha doblado el número de núcleos e hilos en el interior de sus procesadores Core serie U. Lo cual va a dar siempre un incremento sustancial en el rendimiento de éstos. Especialmente cuando los usuarios hagan multitarea. Porque las frecuencias de funcionamiento tampoco os creáis que han cambiado mucho a mejor.

Cuatro son los procesadores Core de 8ª Generación que se han lanzado hoy. Y a primera vista, lo que más me llama la atención es la caída generalizada de las frecuencias base de funcionamiento. Por ejemplo, si el Core i5 7360U tenía una frecuencia base de 2,3 GHz. Su equivalente correspondiente moderno, el 8350U tiene una frecuencia base de 1,7 GHz. Aunque era algo de esperar, dado que Intel debe de mantener el consumo en 15 W. Pero ha de contar con dos núcleos y cuatro hilos extra en sus procesadores. El hecho es que Intel centró casi a totalidad de su presentación en el incremento en el rendimiento cuando se realizan tareas que requieren muchos hilos.

Un cambio propiciado por la propia competencia de AMD

Este cambio tan significativo en la arquitectura interna de los procesadores Core de Intel solo puede tener un culpable realmente: AMD Ryzen. Y eso que todavía no hemos empezado a ver los modelos que saldrán para portátiles. Que seguramente salgan cuando salgan las APUs Raven Ridge. En cualquier caso, está claro que, por primera vez en años, Intel está realmente preocupada por la reaparición de AMD en su terreno. Y va a defender éste con uñas y dientes frente a AMD. Ya hemos podido ver algo de ésto con la reestructuración de su plataforma HEDT. O las filtraciones que afirman que los nuevos Core i5 de escritorio llevarán 6 núcleos. Y los Core i3, llevarán 4 núcleos.

Por cierto. Intel ya ha confirmado que los Coffee Lake para escritorio saldrán en Otoño.

Continúa leyendo
  • javron

    obvio que no podian mantener el consumo ni el tdp , se nota que solo es una patada de ahogado, una solucion forzada, amd lleva las de ganar