Cómo limpiar correctamente el teclado y el ratón de nuestro ordenador

Escrito por Juan Diego de Usera

Dado el constante uso que hacemos de ellos, el teclado y el ratón son, probablemente, los dos periféricos de nuestro ordenador que más suciedad suelen acabar acumulando. Migas de pan, pelos, manchas de grasa, restos de comida… todo tiene cabida bajo las teclas de nuestro teclado. Y todo puede ser arrastrado por nuestro ratón. Hoy, en este tutorial, vamos a ver cómo hay que limpiar correctamente ambos tipos de periféricos.

Es de lo más normal que realicemos frente a nuestro teclado un buen número de actividades que nada tienen que ver con el manejo habitual de nuestro ordenador. Comer, beber, fumar (los que lo hagan) suelen dejar restos de suciedad sobre el teclado y el ratón, dado que no suele ser de lo más frecuente que hagamos estas actividades con las manos limpias. Pero no solo eso, sino que el polvo que se va depositando sobre las teclas de ambos tipos de periféricos acaba dejando bien a las claras las teclas que más usamos y las que menos.

Limpiar el teclado y el ratón no es algo complicado

Limpiar un teclado o un  ratón no es algo complicado. El teclado probablemente algo más, pero no va a ser algo que nos pueda requerir mucho tiempo para obtener unos buenos resultados.

Cómo limpiar el teclado

Dado que la mayor parte de la suciedad de un teclado se acumula sobre la superficie de las teclas y bajo las mismas, si queréis hacer una limpieza rápida, los pasos que debéis de seguir son los siguientes:

  • Desconecta el teclado del ordenador.
  • Coloca el teclado de manera que las teclas estén boca abajo y sacúdelo de manera vigorosa, para quitar la mayor parte de la suciedad que se acumula bajo ellas .
  • Con un  bote de aire comprimido, sopláis bajo las teclas para eliminar el polvo. Luego hay que dejar que el teclado se seque, dado que al soplar con aire comprimido siempre se produce condensación.

Esto quitará la mayor parte del polvo y suciedad que hay en el teclado.

Ahora bien, si lo que queréis es hacer una limpieza a fondo del teclado (cosa que os recomendamos hacer, si el teclado está muy sucio), los pasos a dar son los siguientes:

  • Como antes, desconectad el teclado del ordenador.
  • Aseguraos de tener una imagen bien clara de la distribución de las teclas de vuestro teclado.
  • Quitad las teclas de teclado, ayudándoos de un cuchillo de filo romo y teniendo cuidado de no perderlas.
  • Limpiad la superficie de las teclas empleando alcohol de isopropilo hasta que queden bien limpias.

  • Soplad con aire comprimido el espacio que queda por debajo de las teclas hasta que quede limpio.
  • Aprovechad para limpiar los contornos del teclado, que también se suelen ensuciar bastante en el día a día.
  • Una vez esté todo limpio y seco, podéis volver a montar las teclas en su correspondiente posición en el teclado.

Cómo limpiar el ratón

La limpieza del ratón es todavía más sencilla que la del teclado:

  • Desconectad el ratón del ordenador.
  • Frotad con alcohol de isopropilo sobre todas las superficies del ratón hasta que quede limpio de suciedad.
  • Centraos especialmente en las almohadillas sobre las que el ratón se desliza, dado que suelen ser las que más suciedad acumulan.
  • Una vez esté todo limpio y seco, podéis volver a conectar el ratón al ordenador.

Las  frecuencias de las limpiezas suele variar por el entorno en el que viváis o lo propensos que seáis a que os caigan restos de comida sobre el teclado. La limpieza rápida que hemos descrito antes, con hacerla una vez al mes, suele ser suficiente. Sin embargo, la limpieza en profundidad, con hacerla una vez cada seis meses sería más que suficiente.

Continúa leyendo
  • Yo recomiendo que luego de limpiar los deslizadores del mouse, bien limpio, con un algodón untarlo con un poco de silicona (la de los autos esta bien) o W40/W60, ambos sirven, déjenlo secar bien. Así la suciedad tardara mucho mas en pegarse y deslizara mejor