Intel y Micron finalizan la ampliación de una de sus fábricas de memoria Optane

Escrito por Juan Diego de Usera

Intel y Micron acaban de comunicar que ya han finalizado la ampliación de la fábrica Building 60 (B60) en el complejo IM Flash que ambas empresas tienen de manera conjunta en Utah. Esta fábrica se dedicará a producir memoria de tipo 3D XPoint, el componente indispensable para la fabricación de las memorias Intel Optane recientemente lanzadas al mercado.

IM Flash se creó en el año 2.006 por parte de Intel y de Micron. Para fabricar memoria no volátil para ambas compañías. Inicialmente, la producción se centró en el desarrollo de la memoria NAND Flash destinada a ser empleada en los SSDs, teleéfonos móviles y tabletas.

En el año 2.015, IM Flash esta fábrica comenzó a producir los primeros módulos de la nueva memoria 3D XPoint. Este nuevo tipo de memoria prometía ser mucho más rápido que la memoria NAND Flash. Cruzando en cierta manera el abismo de rendimiento que hay con la memoria RAM. Pero a la vez, sería una memoria no volátil, a diferencia de la actual RAM que, al ser volátil. Pierde todos los datos almacenados en ella una vez que se interrumpe el suministro eléctrico. Para ello, la memoria 3D XPoint utiliza una arquitectura de celdas. Que permite que éstas cambien de estado mucho más rápido que la actual memoria NAND Flash.

Intel Optane tendrá su lugar dentro del ecosistema de memorias no volátiles

En palabras de Rob Crooke, Vicepresidente senior y gerente general del Grupo de Soluciones de Memoria no Volátil (NVM) en Intel Corporation:

“La tecnología Intel Optane está cambiando la forma en que interactuamos. Con la increíble cantidad de datos que se crean todos los días. Y esta expansión nos ayudará a satisfacer la demanda de los extraordinarios productos que presentamos este año. Así como la emocionante hoja de ruta que tenemos por delante. Cuando acercamos los datos a la CPU y proporcionamos acceso increíblemente rápido a esos datos. Podemos ayudar a los clientes a crear experiencias increíbles. Y entregar resultados de datos que nunca antes habíamos tenido. Imágenes de resonancia magnética más rápidas, experiencias de juego más suaves, análisis en tiempo real y mucho más.”

Intel anunció recientemente la serie Intel Optane SSD 900P para su uso en computadoras de escritorio y estaciones de trabajo. Ofrece unas latencias increíblemente bajas. Y el mejor rendimiento de lectura y escritura aleatorio en su clase a bajas profundidades de cola. Además, Intel amplió las ofertas de la tecnología Intel Optane para el centro de datos, presentando versiones de 750 GB de capacidad y 2.5 pulgadas con un factor de forma U.2 de la serie Intel Optane SSD DC P4800X.

Continúa leyendo