Auriculares intraurales o earbuds, ¿cuál deberías comprar?

Auriculares intraurales o earbuds, ¿cuál deberías comprar?

Rodrigo Alonso

Aunque a las empresas les gusta ampliar las definiciones de los productos para satisfacer sus necesidades de marketing, la diferencia entre auriculares intraurales (también llamados in-ear y «de botón») y earbuds puede marcar la diferencia para escoger uno u otro tipo a la hora de comprar. En este artículo vamos a explicarte cuáles son esas diferencias, para que puedas escoger a sabiendas de cuál es la mejor opción para ti.

La principal diferencia entre estos dos tipos de auriculares radica en cómo se colocan en la oreja. Mientras que los auriculares intraurales, como su nombre indica, se colocan dentro del canal auditivo, los earbuds lo que hacen es reposar fuera del canal auditivo pero dentro del pabellón de la oreja.

Ventajas y desventajas de los earbuds

Los earbuds generalmente no tienen «cojines», aunque algunas versiones sí. En lugar de colocarse dentro del canal auditivo se colocan en el pabellón de la oreja, manteniéndose en posición a través de lo que se conoce como cresta de concha. Dependiendo de la forma de tus orejas, este tipo de auriculares pueden no quedar perfectamente fijados y caerse con frecuencia.

Esta deficiencia es molesta especialmente si pretendes utilizarlos para hacer deporte, aunque si encuentras unos que se adapten perfectamente al final resultan más cómodos que los in-ear.

Estos auriculares no tienen cancelación pasiva de ruido, lo cual tiene su ventaja y desventaja: la ventaja es que escucharás lo que pasa a tu alrededor (siendo ideal si pretendes por ejemplo salir a correr con ellos, para poder escuchar el tráfico sin ir más lejos), y la desventaja que no te aislarán del ruido para enfocarte en la música o lo que estés escuchando.

Finalmente, hay que destacar que por norma general los earbuds son más baratos que los intraurales. Si estás buscando unos auriculares para ir al gimnasio o simplemente escuchar música en un ambiente tranquilo, esta debe ser tu opción.

Ventajas y desventajas de los auriculares intraurales

Este tipo de auriculares a menudo presentan diferentes tipos de almohadillas o cojines de distintos materiales como espuma viscoelástica, caucho o silicona para lograr un ajuste más cómodo y versátil. Algunos modelos incluso tienen una forma de bloquearse en la concha de la oreja gracias a una protuberancia que se extiende más allá del canal auditivo.

De hecho, incluso se pueden comprar modelos de gama alta con forma personalizada hecha por un audiólogo que se ajusta a medida a tu oreja. En definitiva, su ajuste es mucho mejor y no se caen tan fácilmente.

Claro está, este ajuste tiene sus ventajas y desventajas: no se caen tan fácilmente, pero si el ajuste no es lo suficientemente bueno también se pueden caer, o si está demasiado ajustado pueden no ser del todo cómodos. Por norma general, son menos cómodos que los earbuds.

A pesar de su pequeño tamaño, dado que se ubican en el canal auditivo este tipo de auriculares proporcionan una mejor calidad de sonido que los earbuds, y además aíslan más del ruido exterior. Igual que antes, esto es tanto una ventaja como una desventaja, dependiendo del tipo de uso que vayas a darle.

Intraurales vs earbuds, ¿qué es mejor?

Cada uno de los dos tipos tiene sus ventajas y desventajas, así que todo depende tanto de las preferencias del usuario que los vaya a comprar como del tipo de uso que se le vaya a dar.

Los intraurales tienen una mejor calidad de audio, se ajustan mejor y no se caen tan fácilmente, pero son más caros. Los earbuds por su parte son más baratos, tienen una calidad de sonido peor y se caen más fácilmente, pero no aíslan del ruido exterior y pueden ser la mejor opción si se pretende hacer deporte con ellos.

En todo caso, nuestra recomendación es que si es posible, los pruebes antes de comprar. No tanto la calidad del sonido sino el ajuste, porque lo más importante es que sean cómodos y, especialmente si vas a salir a hacer deporte con ellos, recomendaríamos que buscaras unos earbuds que tengan una sujeción perfecta para ti para que no se te caigan mientras los utilizas.