VSPC Qubist Gold, review: el aliado perfecto para trabajar

VSPC Qubist Gold, review: el aliado perfecto para trabajar

9.3

Alberto García

Hoy analizamos un completo y potente ordenador de VSPC: el Qubist Gold. VSPC ofrece una gran variedad de ordenadores premontados con unos precios muy ajustados y similares (e incluso inferiores) a lo que nos costaría montarnos el ordenador por piezas. El modelo que nos ocupa hoy es uno de los más potentes que venden en la actualidad, con componentes de alto rendimiento ideales para trabajar.

Índice

VSPC Qubist Gold, características técnicas

Cuando decimos que el VSPC Qubist Gold es un ordenador para trabajar, no estamos diciendo que sea un ordenador para ofimática y para navegar. En su lugar, estamos hablando de un ordenador pensado para tareas intensivas, como diseño gráfico, diseño industrial, fotografía, arquitectura y edición de vídeo. Lo que se conoce comúnmente como una workstation.

Así, el Qubist Gold sale a relucir con programas como Adobe Photoshop, Illustrator, InDesign, After Effects, Premiere Pro, Corel Draw, Avid Pro Tools, Autocad o Maxwell, entre muchos otros, gracias a equipar una tarjeta gráfica NVIDIA Quadro P4000, ensamblada en este caso por PNY, con 8 GB de memoria RAM GDDR5 y 5,2 TFLOPS FP32, basada en arquitectura Pascal. Con esas prestaciones nos garantizamos poder trabajar con contenido 4K sin problemas.

nvidia quadro pny p4000

Las Quadro pueden llegar a costar entre 3 y 10 veces más que las tarjetas GeForce con la misma GPU. Sin embargo, hay tres factores clave que las diferencian para costar más. En primer lugar, NVIDIA selecciona las mejores GPU de cada tirada para garantizar una buena durabilidad, lo cual es importante si van a estar funcionando a alto rendimiento durante años. Luego, se utiliza memoria ECC para evitar errores, y por último y más importante, tenemos que las tarjetas son capaces de realizar operaciones de coma flotante de doble precisión (FP64), mucho más fiables.

Además, las tarjetas están optimizadas para funcionar mejor con programas como los que hemos mencionado, ya que se obtiene un rendimiento mucho mayor que con una tarjeta GeForce normal y corriente. Por todo esto, es la opción lógica en un ordenador de alto rendimiento para trabajar. De hecho, programas como Avid Pro Tools sólo reconocen tarjetas gráficas Quadro.

A la PNY Quadro P4000 le acompañan muy buenos componentes, como un Intel Core i9-9900K, 32 GB de RAM DDR4 a 3200 MHz de Corsair con RGB, un SSD Samsung 860 QVO de 1 TB, y un disco duro Seagate Barracuda de 2 TB de 7200 RPM. La placa base es una ASRock Z390 Extreme4, y la fuente de alimentación Nox GD850 tiene 850 W de potencia y certificación 80PLUS Gold.

En el caso de que queramos introducir alguna modificación en la configuración del ordenador, podemos comunicárselo a la compañía para que instalen el componente que queramos. Por ejemplo, si queremos poner un procesador AMD, será necesario cambiar la CPU y la placa base, lo cual se le comunicaría y ya ellos plantearían una alternativa con esos componentes.

En total tenemos tres gamas diferentes de ordenadores de VSPC: Office, Expert y Gaming, perteneciendo el Qubist Gold a la gama Expert.

nox hummer vspc

Todo esto va incluido dentro de una torre Nox Hummer TGF RGB, con cuatro ventiladores ARGB Rainbow de 120 mm incluidos con iluminación RGB con decenas de opciones de color que veremos más adelante en vídeo. A esos cuatro ventiladores (uno en la parte frontal, dos en la parte superior y uno en la trasera) hay que sumarles otros dos de 120 mm de la refrigeración líquida H-240CL colocados en la parte frontal en el radiador, con un flujo de aire máximo de 88,3 CFM y una sonoridad bastante baja de 25 dBa. Estos ventiladores también son RGB y se sincronizan con los de delante, por lo que tenemos un total de seis ventiladores. Ideal para trabajar a máximo rendimiento y olvidarnos de problemas de temperatura. En el caso de que no queramos iluminación, ésta también se puede apagar.

Unboxing y análisis externo

Todo viene incluido en una gran caja. Al abrirla, encontramos la torre con todos los componentes montados dentro, así como la caja de la placa base con los materiales extra que incluyen los componentes, como los adaptadores de la tarjeta gráfica o la pasta térmica extra de la refrigeración líquida.

Nada más abrir la caja tenemos los plásticos con aire para proteger la caja de los golpes. Luego tenemos la caja de la placa, y ya debajo la del PC, que a su vez tiene por la parte inferior más plásticos protectores.

Abriendo primero la caja de la placa base, encontramos antes de nada unas hojas muy importantes. En la primera tenemos el listado de los componentes que hay instalados en el ordenador. La segunda nos dice cómo desempaquetar el ordenador. En la tercera tenemos una hoja en la que se ven todas las pruebas que se han realizado al ordenador.

Y es que los ordenadores de VSPC son montados por sus técnicos, y les realizan un amplio proceso de pruebas para comprobar que todo funciona correctamente. Esta revisión se divide en varias categorías. La primera revisión es a nivel físico, mirando elementos como las conexiones, tornillos, cableado, etc. Luego, se analiza que los ventiladores funcionen correctamente y se miden las temperaturas de los componentes para ver que todas sean correctas.

Por último, se somete el ordenador a una prueba de rendimiento durante 24 horas para ver que no hay problemas de compatibilidad o rendimiento, y se anota si ha pasado correctamente las pruebas de programas como Memtest, 3DMark, PCMark, FurMark o Unigine. Posteriormente, anotan las temperaturas de referencia que han obtenido, así como el consumo energético de la torre al completo.

Si miramos dentro de la caja, ya vemos el resto de componentes que incluye, la mayoría de los cuales pertenecen a la placa base. Tenemos el manual de instalación y el manual de software de la ASRock Z390 Extreme4, además de un disco con drivers. También tenemos dos cables SATA3 acodados, además de los dos que ya se usan por las dos unidades de almacenamiento montadas en el ordenador.

También tenemos tres tornillos para unidades M.2: dos para unidades de almacenamiento, y otra para una tarjeta WiFi en el caso de que queramos meterla. La placa base también tiene dos huecos en la parte trasera para sacar las antenas de la tarjeta WiFi. Tenemos también más tornillos de repuesto (para ventiladores, unidades de almacenamiento, placa base, etc) y topes de goma de repuesto, junto con la pasta térmica que mencionábamos antes. Por último, la placa base incluye un SLI Bridge, que seguro que será muy útil si quieres tener dos tarjetas gráficas para renderizar más rápido.

También encontramos elementos de otros componentes, como el cable de la corriente de la fuente de la alimentación, o el manual del SSD. La compañía también incluye un pequeño pendrive de 16 GB de recuperación.

Con respecto a la tarjeta gráfica, tenemos una caja en la que vienen incluidos cinco adaptadores de vídeo. La tarjeta gráfica tiene cuatro puertos DisplayPort 1.4, por lo que es necesario recurrir a adaptadores para conectar DVI-D o HDMI. Para HDMI tenemos un adaptador, mientras que tenemos otros cuatro adaptadores idénticos de DisplayPort a DVI-D. El motivo de incluir tantos es que en el segmento profesional casi siempre se tienen múltiples monitores, y por ejemplo en la edición cinematográfica algunos monitores de referencia de hace unos años usan conexiones DVI-D, y es mejor usar una adaptador que dejarse miles de euros en nuevos monitores si esos ya funcionan perfectamente.

Yéndonos ya a la caja del ordenador, tenemos una protección completa por todas partes. Tenemos dos paneles de plástico destinados a proteger los cristales que tiene a cada lado la caja, además de otros dos cristales; uno en la parte superior y otro en la frontal. Una vez quitados los plásticos protectores, tenemos una caja sobria y elegante, donde los cristales laterales vienen a su vez protegidos por dos films transparentes a cada lado para evitar que puedan rayarse.

La caja cuenta con mallas hexagonales que frenarán la entrada de las pelusas más gordas, simplificando la limpieza en el futuro. Para quitar el cristal frontal y superior es necesario hacerlo desde dentro de la caja desmontando los componentes, mientras que los dos paneles laterales salen fácilmente con sus tornillos de rosca manual. Además, los paneles de vidrio laterales aíslan perfectamente el interior de la caja.

En la parte superior encontramos, además de un cristal con un pequeño respiradero para los ventiladores, una conectividad muy completa. Empezando por la izquierda, tenemos un botón LED para movernos entre las decenas de modos de iluminación. A su lado tenemos dos puertos USB, el LED rojo indicador de actividad, el botón de reset, el botón de encendido, conectores jack para auriculares y micrófonos, dos puertos USB 2.0, y el interruptor con los tres modos de ventilación: lento, normal y rápido.

En la parte trasera tenemos toda la conectividad de la placa base, con cuatro puertos USB 3.0, dos USB 3.1 (uno tipo A y otro tipo C), un conector Ethernet, tres conectores de vídeo (HDMI, DisplayPort y VGA), salidas para las antenas del WiFi si ponemos una tarjeta, cinco jacks de audio y una salida óptica. La tarjeta gráfica, como decíamos antes, cuenta con cuatro salidas DisplayPort 1.4 dispuestas en un único slot. Debajo tenemos la fuente de alimentación.

Por último, en la parte inferior tenemos espacio para que respire el ventilador de la fuente de alimentación.

Análisis interno

Si quitamos los paneles laterales de cristal (los tornillos se desenroscan a mano fácilmente) y los plásticos de burbujas que protegen los componentes, podemos ver una caja perfectamente ordenada y con los cables bien conectados, ayudado por el hecho de que la tarjeta gráfica tiene el conector de la fuente en la parte inferior en lugar de en el lateral, y de la refrigeración líquida de NOX.

Los ventiladores auxiliares son regulables gracias al controlador que incluye la caja. Tenemos una pestaña en la parte frontal con tres niveles, donde el más bajo es muy calmado. El medio empieza a hacer ya un poco de ruido, y el alto pone los ventiladores al máximo para sacar el aire lo antes posible. Esto es muy importante si el ordenador se encuentra renderizando algo con todos los componentes al 100%, ya que podemos poner rápidamente la refrigeración al máximo para obtener el mejor rendimiento de los componentes y evitar el thermal throttling.

Con el controlador tenemos el control de cuatro de los seis ventiladores de la caja: el trasero, los dos superiores, y el que está en la parte inferior de la parte frontal. Los otros dos ventiladores de la caja se encargan de refrigerar el radiador. Los ventiladores auxiliares de la parte superior se encargan también de un excelente flujo de aire, ya que están dispuestos en configuraciones distintas: uno en pull, y el otro en push.

La tarjeta gráfica ocupa un solo slot, ya que está pensada para apilarse con muchas más tarjetas en estaciones de trabajo de uso intensivo. Además, podemos ver que cuenta con conectores para Quadro Sync entre sus conectores con sus múltiples ventajas de eliminar artefactos en la imagen, sincronizar señales de entrada, reproducir imágenes en 3D, etc.

Los 32 GB de memoria RAM ocupan todos los slots al estar en DIMMs de 8 GB, y cuentan con iluminación RGB muy brillante como veremos más adelante.

Si le damos la vuelta al ordenador, nos encontramos los cables perfectamente ordenadores con bridas, el controlador de los ventiladores, y las dos unidades de almacenamiento. El disco duro está colocado en su bahía, y el SSD está dispuesto en vertical. Tenemos sitio para instalar otro disco duro, en la bahía inferior, mientras que en la parte superior también podemos añadir otro SSD en vertical.

Prueba

El ordenador viene con Windows 10 Home instalado, pero sin activar, por lo que tendremos que adquirir una licencia por separado. También es posible adquirirla directamente en la web de VSPC al comprar el ordenador, de manera que no tengas que molestar ni siquiera en activarlo por ti mismo. En nuestro caso, para las pruebas, hemos preferido realizar una instalación desde cero con Windows 10 Pro para evitar cualquier posible problema y asegurarnos de estar al día de actualizaciones.

Los ventiladores de la refrigeración líquida están puestos por defecto para funcionar al 100%, y funcionan al margen de los tres modos de rendimiento que nos permite elegir la caja mediante el interruptor frontal. Por ello, es recomendable bajarse el AI Tweaker de ASRock para configurar la curva de los ventiladores dependiendo de la temperatura que alcancen. En nuestro caso hemos puesto que estén al 50% cuando la temperatura esté por debajo de 50 ºC, y los ventiladores pasan a no hacer casi ruido, además de mantener una temperatura ideal.

Con una temperatura ambiente de 17 ºC, la CPU se sitúa a 31 ºC en reposo, y alcanza los 89 ºC en carga al 100% con wPrime. La tarjeta gráfica se mantiene completamente silenciosa en reposo a 31 ºC (el ventilador siempre está funcionando, aunque de manera insonora en reposo)), mientras que sube hasta los 72 ºC en carga máxima.

La iluminación RGB es una de las más bonitas que hemos visto en un ordenador, con la posibilidad de personalizar el color a nuestro gusto. Para elegir el color de la iluminación sólo tenemos que pulsar el botón que hay en el frontal, y nos pasará por las decenas de modos que tiene, incluyendo uno de apagado si no queremos iluminación.

Como vemos en las imágenes, tenemos modos que combinan varios colores, colores fijos, varios modos de combinación de RGB, etc. En el siguiente vídeo podeís comprobar cómo se ven todos los modos.

CPU-Z

En CPU-Z podemos confirmar algunas de las prestaciones del ordenador, como los 3200 MHz a los que funciona la memoria RAM, los 8 GB de VRAM de la tarjeta gráfica, o la pequeña y rápida prueba de rendimiento que incorpora el programa. En single-thread obtenemos 592,5 puntos, mientras que en multi-thread subimos a 6.120,2 puntos.

GPU-Z

En GPU-Z podemos ver que efectivamente nos encontramos ante una Quadro P4000, y con los drivers más recientes.

CrystalDiskMark y CrystalDiskInfo

Para las pruebas de rendimiento del SSD obtenemos el rendimiento esperado de esta unidad de Samsung 860 QVO de 1 TB, con 555/500 MB/s de lectura y escritura secuencial. En el caso del disco duro, el rendimiento también es alto en lectura y escritura secuencial superando los 230 MB/s en la primera, y se desploma en cuanto es aleatorio como vemos en las dos últimas secciones, tal y como ocurre normalmente con los discos duros.

wPrime

En wPrime podemos ver el rendimiento del procesador a la hora de hacer cálculos matemáticos, siendo una prueba ideal para conocer rendimientos de procesadores. Con 32M, el procesador tarda sólo 3,4 segundos, mientras que con 1024M tarda 89,9 segundos, unas cifras de rendimiento excelentes.

AIDA64 (Test de memoria RAM)

En AIDA64 encontramos un buen rendimiento de la memoria RAM, con una latencia buena y unas velocidades que llegan a ser de 48.685 MB/s en escritura.

Cinebench R15

En Cinebench R15 también sale a relucir esta dupla de tarjeta gráfica y procesador, obteniendo 2052 cb en el procesador, y 246,39 fps en la prueba gráfica con OpenGL.

Cinebench R20

La versión más moderna de Cinebench, más optimizada para las instrucciones AVX de los procesadores más recientes. Aquí obtenemos 4916 puntos, una cifra excelente.

Adobe Premiere Pro renderizado 4K

Con Adobe Premiere Pro hemos querido hacer la prueba de renderizado en 4K del vídeo que hemos grabado para mostrar los colores de la iluminación del ordenador, renderizándolo con aceleración CUDA. El vídeo original está grabado en 1080p, pero si lo ponemos en 4K tenemos un bitrate mayor, y además ponemos a prueba el músculo del ordenador. Tan sólo tardó 1 minuto y 48 segundos en renderizar el vídeo, siendo este tiempo menos de lo que dura el propio vídeo (2 minutos y 53 segundos), por lo que el ordenador es capaz de renderizar por segundo más de un segundo de vídeo. En cambio, si desactivamos CUDA, el tiempo de renderizado es exactamente el mismo de la duración del vídeo: 2 minutos y 53 segundos.

PCMark 10

PCMark simula un uso normal del ordenador, por lo que nos ofrece una visión realista de lo que cabe esperar en un uso diario. En total obtenemos una puntuación de 5.862 puntos, y en las puntuaciones individuales destaca especialmente el apartado de Rendering and Visualization Score, donde sobresale con creces este ordenador.

Corona 1.3

Corona es otra de las pruebas de renderizado donde el 9900K sale a relucir, completando la prueba en tan sólo 1 minuto y 37 segundos.

Unigine Heaven

Aquí entramos ya de lleno en las pruebas gráficas con Unigine Heaven, que nos permite ver el rendimiento puro de la tarjeta gráfica. Obtenemos 170,2 FPS en 1080p con los ajustes en alto y sin teselado, que es como viene por defecto la prueba. Como vemos, a pesar de que la tarjeta gráfica no está diseñada para jugar, el resultado en este tipo de entornos es bueno.

Shadow of the Tomb Raider

También hemos querido pasarle una prueba de un juego a la tarjeta gráfica. A pesar de que no es recomendable comprar tarjetas Quadro para jugar, su rendimiento es muy bueno. Si quieres una tarjeta para jugar, por su precio, es mejor comprar una tarjeta de la serie GeForce, ya que por nuestro dinero obtendremos más rendimiento. En este caso, en Shadow of the Tomb Raider obtenemos 68 FPS de media con el ajuste gráfico en Ultra.

3DMark Time Spy

Time Spy nos ofrece también un buen vistazo al rendimiento en pruebas de gráficos y del procesador, obteniendo 5.124 puntos en la GPU y 11.639 en la CPU.

LuxMark 3.1

Las tres últimas pruebas están orientadas a un sector más profesional, donde las tarjetas Quadro salen a relucir gracias a su gran rendimiento y fiabilidad al renderizar elementos aprovechando la aceleración con la tarjeta. La primera prueba es LuxMark v3.1, el cual es probablemente el benchmark más usado de OpenCL. En la prueba obtenemos 16.021 puntos.

SPECviewperf 13

Seguidamente también realizamos la prueba con SPECviewperf 13, un benchmark que es considerado como el estándar en la medición de rendimiento de tarjetas gráficas en aplicaciones profesionales. Para ello, comprueba el rendimiento de gráficos en 3D bajo OpenGL y DirectX, representando comportamientos que se dan en programas reales todo el tiempo. Como vemos en los resultados, medidos en FPS, no hay ninguna prueba que se le resista.

SiSoft Sandra

Por último, hemos querido también hacer dos pruebas centradas en la tarjeta gráfica con SiSoft Sandra. La primera es la de criptografía, donde obtenemos un rendimiento de 40,51 GB/s. En segundo lugar tenemos el procesamiento de imagen, donde es capaz de procesar 949 MPixel/s.

Conclusión

La elección de un i9-9900K en este ordenador no es casual. Las empresas quieren obtener el mejor rendimiento con sus ordenadores, y en los últimos dos años las apuestas de Intel y AMD en el sector mainstream han permitido montar ordenadores potentes para trabajar que también sirven para jugar. Actualmente podemos encontrar chips como el AMD Ryzen 7 3700X o el propio i9-9900K que ofrecen rendimientos que hace un par de años sólo encontrábamos en HEDT o en chips Xeon.

Así, tenemos toda la ventaja de que un ordenador para trabajar como el Qubist Gold usa componentes asequibles por ser gama mainstream, pero tiene el mejor rendimiento que ofrece un chip de Intel en esta gama, además de la estabilidad y prestaciones técnicas que tienen los procesadores de Intel en la actualidad, donde además a la ASRock Z390 Extreme4 le podemos añadir conexiones Thunderbolt gracias al conector de 5 pines que tiene.

A su vez, el segmento profesional es muy diferente del particular, donde un usuario puede tener tiempo para montarse un ordenador a su gusto y elegir él los componentes. En el sector profesional el tiempo es dinero, y poder hacerte con un ordenador muy bien equilibrado y que te va a permitir ganar dinero desde el minuto cero es algo muy a tener en cuenta. Y más cuando el ordenador vale lo mismo que si lo montases por piezas.

El rendimiento que ofrece es excelente en programas de renderizado en 3D y en edición de contenido multimedia como fotos o vídeo. En definitiva, un ordenador ideal para trabajar capaz de hacer frente a tareas de alto rendimiento, y con un gran flujo de aire y una estética espectacular. Por todo ello, recibe nuestra medalla de platino y nuestra recomendación por su rendimiento y su diseño.

VSPC Qubist Gold
Procesador Intel Core i9-9900K
Placa base ASRock Z390 Extreme4
RAM Corsair Vengeance RGB PRO 32 GB
Velocidad RAM 3200 MHz
Almacenamiento Samsung 860 QVO 1 TB y Seagate Barracuda 2 TB
Tarjeta gráfica PNY Quadro P4000
Fuente de alimentación NOX Hummer GD850 Gold

Lo mejor

  • Mismo precio que montarlo por piezas
  • Elegante
  • Gran rendimiento
  • Gran flujo de aire

Lo peor

  • Quizás un SSD con NAND TLC habría estado mejor
Temperatura
9
Rendimiento
9
Calidad materiales
9.5
Diseño
10
Precio
8.5
Iluminación RGB
9.5

Puntuación global

9.3
PUNTUACIÓN DE LOS LECTORES:
0