Intel entra en la batalla por los servidores con sus CPU Xeon Ice Lake

Los Xeon Scalable Processors de tercera generación, conocidos también como Xeon Ice Lake-SP, son la respuesta de Intel a los AMD EPYC para 2021 y los primeros en tener una mejora sustancial en la capacidad de proceso de sus núcleos respecto a arquitecturas anteriores. Gracias a la apuesta por los núcleos Sunny Cove que traen un aumento del IPC. Además, el nuevo Xeon IceLake-SP trae soporte para PCI Express 4.0.

Con el nuevo Xeon Ice Lake-SP, Intel pretende responder al aumento de presencia en el mercado de las CPU para servidores que está teniendo últimamente Intel con sus AMD EPYC basados en Zen 2 y Zen 3. ¿La apuesta de Intel? Coger un Ice Lake y mejorarlo en lo que a número de núcleos se refiere para crear el nuevo Ice Lake-SP.

Sunny Cove para el Intel Xeon Ice Lake-SP

La primera parte que nos hemos de fijar en un nuevo procesador a día de hoy es en los núcleos, dado que el nombre es IceLake-SP no es ningún secreto que hace uso de núcleos Sunny Cove. Los cuales son los mismos que los del Rocket Lake-S pero a 10 nm y no a 14 nm. Se ha de aclarar que el Xeon IceLake-SP no hace uso del nodo 10 nm SuperFin de Intel, sino la versión estándar del mismo.

El uso de Sunny Cove como núcleo de la CPU se traduce en una mejora respecto a los Intel Xeon de segunda generación, ya que su aumento del IPC es del 20% con el nuevo núcleo. Al igual que en los modelos para portátiles y escritorio Intel ha apostado por un aumento de rendimiento lanzando un nuevo núcleo que aumenta el IPC y con ello el rendimiento general del sistema.

El nuevo procesador soporta hasta configuraciones de 40 núcleos, algo que nos puede parece bajo si lo comparamos con los 64 núcleos de los AMD EPYC Milan y EPYC Rome, pero no podemos olvidar que estamos ante un chip monolítico en vez de uno basado en chiplets, por lo que la cifra de 40 núcleos deja de ser baja si tenemos en cuenta que estamos hablando de un solo chip y no de varios.

Rendimiento de las cachés y la memoria en el Ice Lake-SP

Intel ha decidido sacar pecho del rendimiento de su sistema de captación de datos e instrucciones, es decir, del sistema de caché y de acceso a la memoria, el cual ha sido renovado por completo y alcanza en este aspecto rendimientos mucho más altos que sus rivales AMD EPYC. No hay que olvidar que la latencia de acceso a los datos es crucial para el aumento del rendimiento en los programas. Se trata de uno de los puntos fuertes en los diseños de Intel en comparación con su máximo rival y como es obvio en el Xeon Icelake-SP se sigue con dicha tradición.

Xeon IceLake-SP

En cuanto a las especificaciones generales de los nuevos controladores de memoria y de E/S, Intel ha equipado al Xeon IceLake-SP con un controlador de memoria que soporta hasta 8 canales de memoria DDR-3200, No olvidemos que este tipo de configuraciones son habituales en los servidores y en este caso le da la capacidad de soportar hasta 6 TB de memoria RAM por sistema. En cuanto a las capacidades de E/S por primera vez Intel soporta en sus servidores el estándar PCI Express 4.0 con hasta 64 líneas PCIe 4.0 desde el propio procesador y 3 enlaces UPO a 11.2 GT/s.

Xeon IceLake SP

En el nuevo Xeon IceLake-SP es posible utilizar dos CPUs en una misma placa, comunicadas entre sí haciendo uso de las tres interfaces UPI para intercomunicar a los dos procesadores. Teniendo en cuenta que cada núcleo alcanza los 40 núcleos, una configuración con dos CPUs Xeon Ice Lake-SP puede alcanzar hasta los 80 núcleos en total.

No obstante estos nuevos Xeon de Intel no solo están pensados para funcionar a pares y existen modelos con la capacidad de poder ser colocados en placas base con 4 y hasta 8 sockets, haciendo uso de las interfaces UPI para la interconexión. Y es que el Ultra Patch Interconnect es la contrapartida de Intel a las interfaces Infinity Fabric de los AMD EPYC.

AVX-512 en Intel Ice Lake-SP

Xeon IceLake-SP

Intel de nuevo vuelve a apostar por sus instrucciones AVX-512, las cuales por el momento son exclusivas de sus procesadores, a las que les han añadido nuevas instrucciones para acelerar algoritmos para tareas de criptografía, compresión y descompresión de datos y las ya conocidas extensiones para la inteligencia artificial. Esto permite que ciertos algoritmos habitualmente utilizados para estas tareas se van acelerados por el uso de estas nuevas instrucciones AVX-512.

Un tipo de instrucciones AVX-512 que Intel ha añadido en el Sunny Cove de estos Xeon IceLake-SP son las llamadas SGX o Software Guard Extensions. Esto permite definir regiones privadas en la memoria, las cuales son encriptadas y no pueden ser leidas por ningún otro proceso que este fuera de dicha región, incluyendo aquellos que tengan los privilegios de acceso más altos.

La mayoría de instrucciones AVX-512 del Intel Xeon IceLake-SP derivan de las ya incluidas en el Sunny Cove de los Ice Lake, pero otras que son más ideales para el mercado de los servidores y han sido añadidas durante el diseño de esta nueva CPU.

Gran cantidad de configuraciones

El mercado de los servidores tienen varios factores forma según la utilidad de cada uno y nos encontramos con configuraciones de todo tipo donde el procesador más básico es el 4309Y con solo 8 núcleos y el más potente el 8380 con la configuración completa de 40 núcleos. La cantidad de modelos es inmensa y nos podemos encontrar modelos de 8, 10, 12, 16, 18, 20, 24, 28, 32, 36 y 4o núcleos en toda la gama, todos ellos divididos en diferentes configuraciones según el tipo de servidor.

En total Intel ha creado diez gamas distintas, las cuales van desde configuraciones de un solo socket a otras soportando cuatro o más sockets. Todo ello pasando por configuraciones optimizadas en seguridad, durabilidad o con mayor o menor capacidad a la hora de escalar su potencia bajo cargas de trabajo más pesadas.

1 Comentario