Las mejores carcasas externas USB 3.0 para montar tu disco duro o SSD

Escrito por Juan Diego de Usera

Casi todos los usuarios tenemos suelto por casa algún tipo de unidad de almacenamiento, ya sea un disco duro, ya sea un SSD. Estas unidades suelen ser modelos antiguos que hemos acabado reemplazando en nuestro sistema por otros modelos mejores o de mayor capacidad, y que quedan sueltos. Sin embargo, con unas buenas carcasas externa USB 3.0 podríamos volver a darles una segunda vida útil a estas unidades, para guardar datos que no necesitemos consultar con mucha frecuencia. En este artículo veremos varias de estas carcasas que nos pueden servir en este empeño.

Tener unidades de almacenamiento sueltas por nuestra casa y no usarlas, es una manera absurda de desaprovecharlas. Cierto es que puede que estas unidades ya estén superadas en sus prestaciones por unidades más modernas. Pero también es verdad que nos pueden servir perfectamente como cold storage de archivos que no vayamos a consultar con excesiva frecuencia. Pero que no queremos o podemos deshacernos de ellos, por el motivo que sea. Tener unas carcasas externas USB 3.0 nos puede ayudar a almacenar los datos y tenerlos a mano si necesitáramos consultarlos.

Para estos casos, tener unas buenas carcasas externas USB 3.0 nos pueden permitir aprovechar nuestro disco duro o SSD en estas funciones. Y, además, nos servirán para tener la unidad protegida de manera externa, algo que es básico cuando se trata de unidades mecánicas.

Carcasas externas USB 3.0

A la hora de elegir las carcasas externas USB 3.0 para nuestra unidad de almacenamiento, lo primero que deberemos de tener en cuenta es el tamaño de esta. No es lo mismo que nuestra unidad sea un disco duro de 3,5 pulgadas, a que que sea una unidad en formato de 2,5 pulgadas. No solo ya por la propia diferencia física de tamaño entre ambas, sino también porque las unidades de 3,5 pulgadas requieren alimentación extra, cosa que las de 2,5 pulgadas no necesitan, ya que se pueden alimentar directamente desde el puerto USB 3.0 de la placa base.

Otro factor a tener en cuenta es que las carcasas han de ser compatibles con el protocolo UASP (USB Attached SCSI Protocol). Este protocolo, que sustituyó al protocolo USB antiguo en el 2016, permite que el USB 3.0 sea capaz de entregar la máxima tasa de transferencia de datos de la que es capaz.

POSUGEAR HD-SATA

Este modelo de carcasa externa USB 3.0 es uno muy sencillo y, sobre todo, muy barato. Está diseñada para ser empleada con unidades de almacenamiento de formato de 2,5 pulgadas, ya sean HDD o SSD. Su tasa de transferencia máxima es de 5 Gbps y es completamente compatible con el protocolo UASP. Aparte, presenta la ventaja que el montaje de la unidad de almacenamiento se realiza sin herramientas.

UGREEN 50208

La carcasa de UGREEN es muy similar a la anterior que hemos visto de POSUGEAR: es solo para unidades de 2,5 pulgadas, es compatible con el protocolo UASP y tiene una tasa máxima de transferencia de archivos de 5 Gbps. La diferencia es que es compatible con el empleo de unidades de almacenamiento de hasta 6 TB. Tampoco requiere el empleo de herramientas para poder conectar las unidades de almacenamiento en su interior.

INATECK SA01002-BK

El modelo de Inateck presenta la ventaja, sobre los dos modelos anteriores, que es una carcasa recubierta de una malla metálica, que ayudará en la refrigeración de nuestra unidad de almacenamiento. Además, podemos comprarla para unidades de 2,5 pulgadas, o para unidades de 3,5 pulgadas.

WAVLINK ST-337

Esta carcasa externa está diseñada para ser empleada con unidades de 3,5 pulgadas principalmente. Y con un tamaño máximo de almacenamiento de hasta 10 TB. Este modelo cuenta con una carcasa externa realizada en metal que protege la unidad interna de posibles golpes externos. En el paquete se suministra también un soporte que permite situar a la unidad en posición vertical, para que ocupe menos espacio en nuestro escritorio.

SALCAR SATA USB 3.0 Dock

Este modelo es curioso, dado que es una mezcla entre una carcasa externa USB 3.0 y una docking station. En ella podremos montar unidades de 2,5 y de 3,5 pulgadas de manera simultánea. No solo esto, sino que la cubierta fabricada en plástico transparente protege a las unidades que tenemos conectadas en su interior.

Continúa leyendo