¿Tienes un producto de ASUS y falla? Así puedes tramitar su garantía

Uno de los mayores disgustos que puede tener cualquier usuario y en especial un gamer es que uno de sus componentes o productos se rompa o esté fallando. Es realmente complicado de gestionar un escenario así, puesto que como cada vez son más caros se les presupone mayor calidad. Si estamos en este escenario con algún componente de ASUS, ¿cómo podemos tramitar su garantía?

No se lo deseamos a nadie y seguro que cualquier fabricante tampoco, pero por desgracia y como pasa en todos los sectores tecnológicos «las cosas se rompen». Sea por defecto de fabricación, por un problema eléctrico o incluso por un uso no adecuado, la realidad es que por mucho que la tecnología mejora siempre hay alguna unidad que pide ser reemplazada.

Por ello, vamos en este artículo vamos a conocer el modo de proceder para reemplazar un producto ASUS mediante su garantía, la cual por supuesto tiene una serie de requisitos indispensables.

¿Cuáles son estos requisitos para poder tramitar un RMA con ASUS?

ASUS-Noctua-GeForce-RTX-30

Como toda empresa ASUS tiene una serie de pasos y pautas a seguir, y aunque hay un punto en común todo empieza con una particularización. Esta particularización tiene que ver con la factura, su fecha y sobre todo con el tipo de producto que tenemos con mal funcionamiento, ya que las garantías varían según esto y es imposible abarcarlas por la cantidad de tipos de productos que tiene ASUS en el mercado.

Así que en primer lugar lo que tenemos que hacer es precisamente tener la factura del producto en sí misma, puesto que va a ser requerimiento en pasos más adelantados, y en segundo lugar y con la fecha de la compra en la factura, determinar cuanta garantía ofrece ASUS para dicho producto.

No es lo mismo la garantía de un USB Wireless que la de una fuente de alimentación, por ejemplo. Suponiendo entonces que cumplimos con los requisitos, que tenemos la factura, que el producto todavía está en garantía con ASUS por fecha y que tenemos al menos su embalaje (requisito también importante a día de hoy, no suelen tramitar sin él) y accesorios, ya que la marca pide que esto sea así en la gran mayoría de los casos.

Aquí hay que abrir un pequeño paréntesis y diferenciar entre garantía y reparación. Podríamos pensar que las diferencias son evidentes, pero para muchos no lo es tanto, ya que la garantía es limitada y la reparación no implica garantía alguna.

Es decir, la garantía limitada tiene un plazo máximo y unas condiciones que cada producto debe cumplir y que las fija ASUS, para lo cual tendremos que irnos directamente a la página web de nuestro producto, pinchar en «soporte» y luego ya en garantía (normalmente está en la derecha de la pantalla).

La reparación en cambio es un servicio que se ofrece en dos circunstancias y solo en ciertos productos: el error o problema no es cubierto por la garantía o bien no hay ya garantía porque expiró temporalmente hablando y queremos igualmente que ASUS nos repare el producto.

Cómo tramitar la garantía de un producto ASUS

Pues hay varias vías para hacerlo. La primera y más sencilla es contactar con ellos por correo electrónico, donde para ello tenemos que ir a la web del producto y hacer clic en soporte, dentro del menú superior que ASUS tiene y tal y como se muestra en la imagen inferior.

garantía-asus

Una vez dentro, lo que tendremos que hacer es dirigirnos dentro del submenú que ASUS nos muestra al apartado garantía:

garantía-asus-2

Tras pulsar lo que veremos, por norma general (las políticas de garantía no están escritas en todos los productos o tipos de productos curiosamente, lo que dificulta saber cuánta garantía tiene el producto en cuestión) es el apartado de la política para la garantía.

Debemos asegurarnos que cumplimos con todos los requisitos, ya que si no es así seguir hacia delante es una pérdida de tiempo para que al final ASUS desestime el RMA y termine cobrándonos los portes de ida y vuelta. Si estamos seguros de cumplir los requisitos aquí se nos mostrará el contacto por correo electrónico, justamente a la izquierda de la pantalla:

garantía-asus-3

Una vez clickemos en él lo que tendremos será una nueva web con un aspecto igual o similar al siguiente:

garantía-asus-4

Aquí tendremos que rellenar nuestros datos personales, tras lo cual nos pedirá justo más abajo el número de serie del producto. En este punto hay dos opciones:

  • La primera es crearnos una cuenta en ASUS, registrar el producto metiendo todos sus datos para que luego nos aparezca en la lista, el problema es que esto es solo útil si tenemos muchos productos ASUS, porque haciendo esto previamente cuando haya que tramitar el RMA ya está registrado.
  • La segunda es meter los datos manualmente porque va a ser algo puntual porque no tenemos muchos productos ASUS.

Normalmente un usuario normal opta por la opción dos porque es algo puntual y un solo producto, pero para acelerar el proceso registrar el producto previamente es una buena idea.

garantía-asus-5

Este último paso es sencillo, puesto que solo tenemos que elegir un tópico, describir el error, subir la factura en uno de los formatos que se especifican, introducir el código de verificación y aceptar las políticas de ASUS.

Más tarde podremos darle al botón de enviar y en unos días ASUS contactará con nosotros vía email para llevar cada caso en particular. Si este método nos resulta realmente complicado o engorroso siempre nos queda la opción de llamar por teléfono al número que ASUS facilita en España, el cual es 902570488.

Realmente tendremos que hacer lo mismo que hemos hecho en los pasos anteriores, solo que tendremos que esperar a que nos atienda un agente y con ello perder algo más de tiempo, aunque será más directa la tramitación como tal. Hay que tener en cuenta que el horario de atención al cliente es de lunes a viernes de 9 de la mañana a 18 de la tarde.

Habría un tercer método para tramitar un RMA con ASUS, pero la única diferencia con lo descrito arriba es que se hace dentro de la cuenta personal de cada uno, pero es alargar un paso más todo, puesto que lo que se hace es mandarnos a la página del producto para iniciar todo el proceso que hemos visto hasta ahora.

1 Comentario