Memoria RAM en single, dual y quad channel: qué significa y qué ventajas aporta

Rara es la placa base o el procesador que se vende hoy en día sin hacer mención a cómo se comunica la memoria RAM con el controlador de memoria. De estos modos de comunicación salen las expresiones de single, dual, triple y quad channel. Hoy vamos a ver qué significan estas y qué ventajas e inconvenientes presentan estas configuraciones.

Aunque no os lo creáis, las primeras configuraciones multicanal de la memoria RAM, se comenzaron a producir durante los años 60 del pasado siglo XX. En realidad, los primeros ordenadores que emplearon este tipo de configuraciones fueron el IBM System/360 Model  91 y el CDC 6600, que eran rivales entre ellos en aquella época.

Sin embargo, durante el comienzo de la informática de consumo, todas las placas base que se fabricaban eran para memoria en single channel. Esto significaba que solo había un canal de comunicación de 64 bits entre los módulos de memoria (independientemente del número de ellos que se tuviera instalados en la placa base) y el controlador de memoria. Tuvo que ser Intel quien trajera la memoria RAM en dual channel al mercado de escritorio con sus chipsets 865PE, 865G (Springdale) y 875P (Canterwood).

Con esa mejora, más la primera implementación del Hyper Threading en sus procesadores Pentium 4 C de núcleo Northwood, estos procesadores comenzaran a dominar el mercado de escritorio. Algo que siguió hasta que AMD lanzó los procesadores Athlon 64.

¿Qué significa que la memoria RAM trabaje en varios canales?

Como ya hemos comentado, la memoria RAM se comunica con el controlador de memoria (actualmente situado en el procesador) mediante un bus de datos de 64 bits. El tamaño de este bus no se puede variar. Lo que sí se puede hacer es diselar más buses de memoria que salgan del  mismo controlador, de manera que se incremente el ancho de banda de transferencia de los datos entre los módulos de memoria y el controlador.

De esta manera, el controlador de memoria RAM pasaría de disponer de un solo bus de 64 bits a dos, tres o cuatro buses de memoria de 64 bits que pueden ser empleados de manera concurrente por el controlador de memoria. Esto, en teoría, agiliza el movimiento de datos entre este y los módulos de RAM.

Inconvenientes de las configuraciones con múltiples canales de la memoria

Como decíamos hace un momento, las configuraciones con varios canales presentan la ventaja de un mayor ancho de banda para que el controlador y la RAM se comuniquen entre sí. Pero, la realidad, es que los controladores no están precisamente faltos de ancho de banda a la hora de comunicarse con los módulos de RAM. Se dan incluso casos, especialmente en configuraciones gaming, que tener la RAM en modo single channel puede proporcionar mejor rendimiento en los juegos que en configuración multicanal.

Hoy en día, para nuestras actividades más habituales, excepto que empleemos aplicaciones que requieran un alto ancho de banda para la memoria, no vamos a notar ninguna mejoría si tenemos la memoria en dual o single channel.

Luego, están los problemas de compatibilidad de las memorias. Aunque la mayoría de kits de memoria se venden hoy en día están pensados para memoria dual channel, si queremos ampliar la memoria de nuestro equipo, nos tocaría conseguir un kit de RAM exactamente idéntico al que ya tenemos instalado. Si solo instalamos un nuevo módulo de memoria, el dual o quad channel se desactiva automáticamente, con lo que perdemos todos los «beneficios» de esta tecnología.