Roccat Isku Illuminated Keyboard

Hace ya bastante tiempo que Roccat se convirtió en un referente en periféricos orientados al mundo Gaming, y siempre que anuncia el lanzamiento de un nuevo producto crea mucha espectación. Cuando anunció el Roccat Isku en el Computex 2011 a finales de Mayo esta espectación fue todavía mayor, al conocerse los primeros detalles del primer teclado del mundo que interactua con el ratón de manera real y en directo (Roccat Talk).

Hoy os presentamos el esperado análisis del teclado Roccat Isku Illuminated Gaming Keyboard. Roccat se centra en la fabricación de periféricos destinados al mundo Gaming, poniendo especial énfasis en la calidad y durabilidad de sus productos, así como en una cuidada estética que no deja indiferente a nadie.

Aquí podéis ver el vídeo de presentación hecho por Roccat: Enlace a Youtube.

Vamos a ver sus características técnicas, sacadas de la página web de Roccat.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS:

– Teclado iluminado con 123 teclas de altura media.
– Capacidad anti-ghosting avanzada.
– 3 teclas programables en la zona del dedo pulgar (T1-T3).
– 5 teclas programables para macros (M1-M5).
– 20 teclas para macros adicionales (Eazy Zone).
– Grabación de macros en directo.
– 8 teclas multimedia.
– 3 LEDs indicadores de estado.
– 1000 Hz de tasa de refresco y 1 ms de tiempo de respuesta.
– Cable USB de 2 metros.
– Base antideslizante.
– Roccat Talk para combinar con Roccat Kone[+].
– Reposamuñecas ergonómico de material granulado.

Tenemos ante nosotros un teclado que solo viendo sus características ya nos deja claro las grandes posibilidades de configuración que nos ofrece. Con sus 3+4+20 teclas programables, la cantidad de macros o funciones que podemos crear no dejará a nadie con las ganas de más. Además, Roccat ha tenido en cuenta que en ocasiones, hay unas macros o funciones que utilizamos más que otras, y que tener todos los botones juntos a veces puede llevar a la equivocación. Por este motivo, ha ubicado 3 de las teclas programables en la zona del pulgar, por debajo de la barra espaciadora.

Cuenta con retroiluminación azul, que aunque no lo ponga en las características, se puede configurar en 5 intensidades diferentes, base antideslizante con altura regulable, y un reposamuñecas ergonómico.

Pero la parte más interesante e innovadora del Roccat Isku es Roccat Talk. Esta característica permite al teclado comunicarse con el ratón e interactuar entre ambos. Esto solo está disponible, de momento, entre el Roccat Isku y el Roccat Kone[+], y además está todavía en fase de desarrollo. Más tarde lo veremos en detalle.

De momento podéis ver el vídeo de presentación de Roccat Talk FX por parte del fabricante: Enlace a Youtube. Hay que matizar que esto no está desarrollado todavía. Es solo un ejemplo de lo que se puede llegar a hacer con esta tecnología, la cual está abierta al desarrollo de quien quiera ponerse a ello.

Dicho esto, vamos a ver el teclado.

ANÁLISIS EXTERNO.

El Roccat Isku viene embalado en una caja de cartón blando en la que predominan los colores de la marca: azul y negro. En la parte delantera podemos ver una fotografía a todo color de la parte delantera del teclado.

En la parte trasera, como es habitual en la marca, encontramos las principales características del aparato en 9 idiomas diferentes.

La parte de fuera está hecha en cartón blando, pero dentro de éste se encuentra una caja totalmente negra de cartón duro. No hay que preocuparse, el teclado va protegido.

Si abrimos dicha caja negra, encontramos el Isku protegido por una bolsa de plástico oscura. Ya en esta vista apreciamos que el tamaño del teclado es bastante grande.

Vamos a retirarle la protección de plástico para verlo mejor. Aquí podemos apreciar la disposición de las teclas (que por cierto, Roccat tuvo el detalle de mandarme el teclado en Español sin decirles nada, todo un detalle). Alrededor de las teclas, el Isku tiene un acabado brillante, mientras que el reposa muñecas lo tiene granulado. Este granulado es de agradecer, ya que en sesiones de juego intensas las muñecas tienen a sudar, y con este acabado se evita que se pierda precisión por culpa del sudor. Un gran logo de Roccat adorna la parte central del reposa muñecas. Las teclas son del tipo mecánico, con un recorrido medio. Esto lo hace agradable a la hora de teclear, aunque hay que decir que son un poco sonoras.

Aquí podemos ver el conector USB del Isku. Como en todos los productos Roccat, viene serigrafiado, cosa que se agradece cuando se conecta a la parte trasera, para identificar qué estamos conectando dónde. Los 2 metros de cable están recubiertos por una protección de plástico.

Antes de ver en profundidad el teclado, vamos a repasar los accesorios. Roccat incluye un CD con drivers y material de la compañía (logos, imágenes, vídeos…), la tarjeta con el Roccat ID para registrar el producto, y un pequeño folleto de guía rápida.

Comencemos con el teclado. En la parte superior izquierda encontramos los 5 LEDs de indicador de perfil (P1-P5) y el LED que indica que estamos grabando una macro en vivo. Justo al lado, el botón que hace esta misma función, para grabar macros en directo y sin software intermediario.

En la parte izquierda encontramos los 5 botones programables de macros (M1-M5). Aquí también podemos ver que el botón de bloqueo de mayúsculas tiene un icono con un [+], que significa que es el botón predeterminado para activar EasyShift. En el apartado de software explicaremos qué es eso.

En la parte central, debajo de la barra espaciadora, encontramos las otras 3 teclas para macros (T1-T3). Es curioso que al pulsar estas teclas, en lugar de dar la sensación de ser teclas de teclado, casi parecen ser “clic” de un ratón, pero sin llegar a hacer el sonido.

En la parte de arriba del teclado encontramos las 8 teclas multimedia, que siempre son de agradecer (para mi, las teclas de subir / bajar volumen y el mute son obligatorias). Además de éstas y de las teclas multimedia de play / pause y etc., incluye una tecla para abrir el explorador de Internet y otra para abrir Mi PC. La pulsación de estas teclas es profunda y agradable, cosa que está muy bien para evitar pulsarlas por error y estropear un momento épico de juego.

Terminando con las teclas, en la parte superior derecha encontramos una tecla solitaria que sirve para cambiar el nivel de intensidad de la retroiluminación azul del teclado. Encima del teclado numérico encontramos el logotipo de Roccat Talk, y justo debajo los LED indicadores de estado que llevan todos los teclados convencionales.

Vamos a verlo por la parte de debajo.  Saltan a la vista las gomas anti deslizantes y las canalizaciones para poder sacar el cable por el lado que más nos convenga.

Las gomas anti deslizantes tienen un tamaño considerable para evitar que el teclado se mueva en momentos no deseados.

La de la parte central es especialmente larga.

También cuenta con dos patas para poder levantar un par de centímetros el teclado y hacer la escritura más cómoda si así se desea. Incluso estas patas tienen gomas anti deslizantes, lo cual es un detalle.

Una vez conectado y encendido, podemos ver la retroiluminación azul del teclado. En la siguiente imagen podemos apreciar que esta iluminación se ve incluso con la luz encendida. Su intensidad es muy buena.

Con menos luz, sin llegar a tener esta apagada, la iluminación se ve impresionante. Cabe destacar que la retroiluminación del Isku es mejorable. Si se mira el teclado con un ángulo de 45º (lo habitual cuando estás sentado con el teclado en frente), la parte superior de algunas de las teclas no se ve. Es decir, que la iluminación se ve cortada. Sin embargo, visto desde arriba se ve perfecto. Este es un fallo que Roccat debería solucionar lo antes posible.

Los indicadores LED de los perfiles son claramente visibles. En esta imagen se muestra el LED del perfil 1 (P1) y el LED de grabación de macro en vivo encendidos.

Los LED indicadores de estado también tienen una intensidad considerable.

Y así queda un “escritorio Roccat”, con el Isku, una alfombrilla Roccat Alumic y el ratón Kone[+].

 SOFTWARE.

Como en todos los periféricos de Roccat, el software es tremendamente completo y altamente configurable. Antes de empezar, voy a explicar en qué consiste la tecnología EasyShift[+] para el que no lo sepa:

EasyShift[+] se configura en una tecla. Al mantener pulsada dicha tecla, los botones de macro y la zona EasyShift cambian y funcionan con la segunda opción que les hayamos configurado. Por ejemplo: La tecla M1 la tengo configurada para que abra Internet Explorer de manera normal, y para que abra Mozilla Firefox cuando tengo pulsada la tecla EasyShift[+]. Fácil, ¿verdad?

Vamos a ver las pantallas una a una y así vemos qué podemos configurar en cada una de ellas.

En la primera pestaña (Main Control) ya encontramos muchas de las configuraciones que podemos cambiar en el Isku. En Main Control podemos configurar las teclas de macro M1-M5 y las teclas de macro de pulgar T1-T3. La parte más importante aquí es que podemos configurar qué tecla hará de activador para la facultad EasyShift[+].

Como podéis ver en la siguiente imagen, en la parte de abajo se pueden crear y modificar perfiles. Yo ya me he creado uno llamado “League of Legends”, que utilizaré en dicho juego. Como no me gusta mucho que la tecla EasyShift[+] esté en el bloqueo de mayúsculas por defecto, lo he cambiado para que esté en la tecla de macro M1. También tengo configuradas dos macros en las teclas T1 y T2 dos macros llamadas “Blink” y “Retirada”, macros especiales para este juego que veremos más abajo cómo se crean.

Como vemos en la siguiente imagen, aquí ya podemos empezar a configurar características de Roccat Talk, como por ejemplo hacer que una tecla de macro del teclado haga las veces de tecla EasyShift[+] del ratón.

Siguiendo todavía en la pestaña main control, también tenemos acceso al “Macro Manager”, para poder configurar tantas macros como queramos. La creación de macros es tremendamente potente, podemos hacer prácticamente lo que queramos. En mi caso he creado dos macros como ejemplo. La macro llamada “Blink” lo que hace es pulsar la tecla G del teclado y luego hacer clic izquierdo con el ratón. Esto lo que hace es mandar un aviso en el juego “League of Legends” (recordad que estoy configurando ese perfil).

Vamos por fin a la segunda pestaña, llamada EasyZone Control. Aquí lo que podemos hacer básicamente es configurar el comportamiento de las teclas de la zona EasyZone (las que aparecen en la imagen) para asignarles una segunda función al pulsar la tecla EasyShift[+]. Desde aquí también tenemos acceso al Macro Manager, para poder asignar macros también a estas teclas.

En la tercera pestaña (Media Keys/F-Keys), Roccat nos da la posibilidad de configurar las 8 teclas multimedia de la parte superior del teclado, e incluso las 12 teclas de función (F1-F12). Hay una nota que explica que lo que estamos haciendo aquí es CAMBIAR la función de las teclas, no configurar su comportamiento con EasyShift[+].

La cuarta pestaña es Advanced Control. Aquí podemos configurar diferentes aspectos del teclado, como el retardo de repetición al mantener apretada una tecla, la iluminación del teclado, activar o desactivar diferentes teclas, y podemos habilitar que una voz nos avise cuando cambiamos de perfil en el teclado. También hay un botón “Driver Reset” para resetear todas las configuraciones del teclado a los valores de fábrica.

Lo que más me ha llamado la atención de esta pestaña es la posibilidad de hacer que el teclado entre en modo “ahorro de energía”. Podemos decirle que tras 10 minutos de inactividad (por ejemplo), la retroiluminación del teclado baje al 20%. Ésta volverá a lo que le tengamos configurado al volver a pulsar cualquier tecla. Esto me gusta mucho, es útil por ejemplo si estamos viendo una película para que la luz del teclado no moleste.

La quinta y última pestaña es la misma que encontramos en casi todos los productos de Roccat: Update/Support. Aquí podemos ir directamente a la página de descarga de drivers del teclado y solicitar soporte técnico.

TESTEO.

En uso, el Roccat Isku es muy, muy cómodo. Las teclas se pulsan con comodidad y seguridad (no oscilan al “aporrearlas” cuando escribes rápido), aunque tengo que decir que son bastante sonoras, cosa normal tratándose de un teclado mecánico. No obstante el recorrido de las teclas es un término medio entre el teclado de un portátil y un teclado mecánico convencional. Todas las teclas de Macro han sido concienzudamente ubicadas para tener la máxima comodidad al pulsarlas. Todas ellas son fácilmente accesibles y se pulsan de manera cómoda. Como dije anteriormente, las teclas de macro de la zona del pulgar T1-T3 tienen un tacto al pulsarlas diferente al resto del teclado. Casi como al hacer clic con un ratón, pero sin hacer el sonido de clic característico.

En sesiones de juego largas e intensas, el teclado se ha comportado estupendamente bien. La capacidad antighosting es realmente buena, hace que te olvides por completo del teclado y que puedas sumergirte en el juego sin preocuparte de que nada vaya a fallar. Además, se nota que el reposamuñecas hace bien su trabajo, ya que tras una sesión intensiva de 4 horas jugando al World of Warcraft no noté ningún tipo de cansancio ni en las muñecas ni en los brazos.

Las macros funcionan bien. Ni muy bien, ni muy mal. El motor que gestiona las macros es tan tremendamente potente que esto depende de cómo te las hayas configurado. Solo cabe destacar que la grabación de macros “al vuelo” funciona estupendamente, aunque es complicado configurar al vuelo una macro en la opción secundaria de una tecla (usando EasyShift[+]).

Como aspecto negativo del teclado hay que destacar que la zona brillante que rodea las teclas se ensucia con bastante facilidad. La parte buena es que igual que se ensucia con facilidad, se limpia con solo pasarle un paño húmedo.

CONCLUSIÓN.

Una vez más, Roccat ha hecho un gran trabajo. El Isku es un teclado que responde a todas las expectativas de un Gamer con creces: es cómodo, rápido y fiable. Además tiene una estética impresionante. Tiene tantas posibilidades de configuración que dejará satisfecho incluso a los más exigentes, así que nadie tendrá que preocuparse por quedarse sin teclas de acceso directo o sin macros durante el juego. Además, el Isku cuesta alrededor de 75€, mucho menos que otros teclados de su misma categoría y que dan menos posibilidades de configuración que el Isku, por lo que puede considerarse una buenísima inversión.

También tengo que comentar que me habría gustado que Roccat le hubiera puesto más variedad de colores a la retroiluminación del Isku (recordemos que está limitada al color azul), más en consonancia con el Kone[+], el cual puede configurarse en una gran variedad de colores.

PROS:

– Posibilidades de configuración abrumadoras.
– Anti Ghosting funciona estupendamente.
– Tremendamente cómodo incluso en sesiones de juego largas.
– Estética Gamer.
– Buena relación calidad / precio.
– Buena ubicación de las teclas de Macro.
– Interactúa con el ratón (Roccat Talk).

CONTRAS:

– La iluminación se “corta” desde determinados ángulos de visión.
– Es bastante sonoro.
– La zona brillante se ensucia con facilidad.
– Me hubiera gustado más variedad de colores en la iluminación.

Por ello, desde HardZone le otorgamos al teclado Roccat Isku muy merecidamente nuestra recomendación y la bendición del gurú, categoría de oro.

Como siempre, agradecemos a Roccat y en especial a Kathrin Bachmann por habernos enviado la muestra necesaria para la realización de este análisis.

Compártelo. ¡Gracias!