Antec Kuhler 1250

antec-logo

 

Siempre insistimos en la importancia de tener nuestro procesador bien refrigerado. Al igual que la fuente de alimentación es el corazón de nuestro sistema, el procesadores el cerebro y sin éste nada funciona. Por lo tanto siempre es recomendable tenerlo a una buena temperatura de trabajo que alargue su vida útil y que nos evite problemas o que se estropee. En el mercado hay numerosas soluciones de refrigeración para el procesador, y una de estas soluciones que está en mayor auge es la de los sistemas de refrigeración líquida todo en uno. Hoy os presentamos el análisis de una de estas soluciones, en concreto el Antec Kühler 1250.

Este Antec Kühler 1250 es un sistema de refrigeración líquida todo en uno que no necesita mantenimiento, pero a diferencia de todos los demás sistemas de refrigeración líquida todo en uno del mercado, que llevan la bomba en la base que se une al socket del procesador, este Kuhler 1250 de Antec lleva dos bombas más pequeñas situadas en la parte de arriba de los ventiladores, los cuales a su vez están directamente anclados al radiador de 280mm. Esto supone que el conjunto tiene un tamaño considerable en la zona del radiador, pero a la vez reduce el tamaño en la zona del socket.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

Specs

Viendo las características técnicas, tenemos un radiador de enormes dimensiones: 280 mm de longitud y 120 mm de ancho, y aunque en las especificaciones diga que mide 27 mm de altura, como veremos más tarde a esto hay que sumarle los ventiladores y las bombas, teniendo una altura total de unos 8,8 centímetros, por lo que no es un radiador apto para todas las cajas del mercado.

ANÁLISIS EXTERNO.

El Kuhler 1250 viene embalado en una caja de cartón duro ya típico en todos los disipadores de la marca. Mientras que en la parte frontal podemos ver una imagen del producto (enfatizada como si estuviera helado), en la parte trasera encontramos una descripción de sus principales facultades y es en uno de los laterales donde vemos las especificaciones técnicas. En el lateral opuesto, Antec ha puesto una gráfica de rendimiento comparando este disipador con el stock de Intel y otros modelos de disipadores.

Al abrir la caja, sacamos otra caja de cartón en cuyo interior está el disipador y todos los accesorios. Hay que decir que el conjunto del radiador es realmente bastante pesado, así que más nos vale anclarlo bien a la caja si no queremos desagradables vibraciones.

Lo primero que vemos al abrir la caja es el manual de instrucciones, el folleto de la garantía, y un CD que contiene el software de gestión que veremos en el apartado del testeo.

Como es habitual en Antec, los accesorios de montaje vienen en bolsitas individuales y con etiquetas que los identifican.

También se incluye un backplate multisocket y el aro de sujeción de la base de cobre para el socket, la cual también es ahora multicompatible con distintos sockets solo moviendo una pestaña. Después de haber analizado diferentes kits de refrigeración líquida todo en uno, entre ellos el Antec Kuhler 920 V4, he de decir que ya a simple vista se ve no solo que el anclaje es muy sencillo y de gran calidad, sino que Antec ha mejorado muchísimo en este sentido, ya que antes utilizaba el engorroso anclaje típico de Asetek.

También se incluyen, por cierto, dos accesorios que sirven para adaptar este ventilador a huecos para radiadores de 240mm.

Vamos a pasar a ver ya el disipador en sí. Los dos ventiladores de 120mm cada uno están anclados al radiador, y a su vez las dos pequeñas bombas a éstos. Es un conjunto que podría desmontarse con un destornillador Torx, pero no creo que sea recomendable. Como comentábamos al principio, la zona del radiador + ventiladores + bombas es bastante pesado (si el conjunto pesa 1.3 Kg, la parte del radiador debe pesar más de 1 Kg seguro) y tiene una altura de casi 9 centímetros, por lo que mucho cuidado en qué caja vais a instalarlo puesto que podríais tener problemas de compatibilidad debido a su gran tamaño.

La base de cobre que se une al socket, por contra, es muy ligera ya que ahora carece de bomba. Antec, por cierto, ha instalado un sistema de iluminación LED en esta zona que podremos controlar desde el software. Los tubos son muy gruesos pero a la vez flexibles, lo que permitirá que las bombas muevan un buen caudal de líquido refrigerante por su interior.

En cuanto a las conexiones, es curioso que Antec ha dispuesto el cable de alimentación de 3 pines desde la parte del socket y no desde el radiador que es donde están las dos bombas. De esta zona solo salen dos conectores de los ventiladores, que por cierto van unidos a la bomba, y de hecho se incluyen dos más por si queremos instalar dos ventiladores adicionales y controlarlos también desde el software. También se incluye un conector interno USB 2.0 para la placa base.

INSTALACIÓN.

Para instalar este Antec Kuhler 1250 nos hemos encontrado un problema de compatibilidad, y es que en ninguna de nuestras cajas nos cabía (incluyendo en la enorme Cooler Master HAF XM) por culpa de su altura: el radiador choca con los componentes de la placa base. Por lo tanto, lo hemos instalado en el banco de pruebas, sin anclar el radiador a ningún lado. No obstante, hemos de comentar que el anclaje de éste es tan sencillo como ponerle los 8 tornillos incluidos para que quede fijado a la caja, no hay que hacer virguerías para anclar disipador, ventiladores y demás como ocurre en algunos kits de refrigeración líquida AIO.

Comenzamos pues preparando el aro de sujeción al socket y poniéndolo en la posición AMD, que será el sistema que emplearemos para testear el Kuhler 1250. Hacemos lo mismo con el backplate, introduciremos los anclajes en la posición de AMD y le pondremos las dos pegatinas de gomaespuma protectoras para no dañar la parte trasera de la placa base.

Ahora ponemos el aro de sujeción al socket encima de su pieza correspondiente, la colocamos encima del procesador y atornillamos los 4 tornillos de anclaje. La instalación no podría ser más sencilla.

TESTEO.

Para testear este Antec Kuhler 1250 hemos empleado el siguiente hardware:

Antes de mostraros los resultados de rendimiento térmico de este disipador, vamos a ver primero el software de control. Al contrario de lo que hemos visto hasta ahora en Antec, que utilizaba el software ChillControl, este Kuhler 1250 integra un nuevo software de nombre Antec GRID. En éste podemos ver la velocidad de los ventiladores y la bomba, así como la temperatura del líquido refrigerante, y por supuesto controlar el perfil de velocidad, cambiarlo manualmente, controlar los colores del LED, etc.

Y por cierto, mirad la iluminación del LED, que no la vemos hasta que el sistema no está en funcionamiento como es lógico.

Vamos con el test de rendimiento. Antes de testear el rendimiento térmico hemos dejado que la pasta térmica se asiente entre el procesador y el disipador durante unas 48 horas en un funcionamiento normal.  El dato de temperatura mostrado es el Delta de temperatura, es decir, la temperatura medida menos la temperatura ambiente. De este modo, la temperatura ambiente no influye en el resultado del test.

En esta gráfica se muestra el dato de temperatura con los ventiladores y la bomba del Antec Kühler 1250 funcionando en modo automático.

Temps 1

A continuación la diferencia de este Kuhler 1250 con otros disipadores, incluyendo el de stock de AMD, en Prime95. Una nota: con el procesador Overclockeado el dato con el disipador de stock es cero porque el sistema falló, la temperatura era demasiado elevada.

Temps 2

Como podéis ver en las gráficas, en cuanto a rendimiento térmico el Antec Kuhler 1250 se comporta excepcionalmente bien.

En el apartado de la sonoridad hay que decir que las bombas son absolutamente silenciosas, pero por contra los ventiladores son rumorosos a partir de las 1200 rpm, y a partir de las 1600 rpm se pueden considerar ya ruidosos. A máximas revoluciones parecen una turbina de avión. Puede que su rendimiento sea muy bueno, pero tienen un claro suspenso en el apartado de la sonoridad.

CONCLUSIÓN.

El Antec Kuhler 1250 es una bestia de la refrigeración. Su rendimiento térmico es excepcional, así como la baja sonoridad de las dos bombas. Las pegas que tiene es que dada su altura (8.8 centímetros) no es compatible con la mayoría de cajas del mercado, y que los ventiladores a partir de las 1200 rpm son bastante ruidosos. En cualquier caso nos parece una buena compra (teniendo en cuenta el tema de la compatibilidad con cajas) puesto que su precio está en torno a los 110 euros.

Puntuación

Por ello, este Antec Kuhler 1250 se hace merecedor de nuestro galardón de oro y nuestra recomendación por su excelente rendimiento.

HZ_MedalsCatg_2_GoldHZ_Stamp_Performance_Mod1

Compártelo. ¡Gracias!