OCZ Agility 3 240Gb SSD

OCZ Agility 3 240Gb SSD

Rodrigo Alonso

Si un componente ha revolucionado el mundo del hardware en los últimos tiempos ese ha sido sin lugar a dudas el SSD. Estos dispositivos han permitido una aceleración enorme en los tiempos de carga y de instalación en cualquier equipo que cuente con el sistema operativo instalado en un SSD. Y por otro lado, si un SSD en concreto ha dejado huella en esta revolución ese ha sido el OCZ Agility 3, ya que gracias a su interfaz SATA 3 y a su precio contenido, ha estado al alcance de casi cualquier persona y ha sido la elección preferente de cualquiera que quisiera actualizar su equipo con un SSD.

Hoy os presentamos el análisis de precisamente ese SSD, el OCZ Agility 3 en su versión de 240 Gb. Comencemos viendo sus especificaciones técnicas.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

Sacadas de la página web de OCZ.

Tenemos un SSD con interfaz SATA3 cuyos máximos teóricos son de 525Mb/s de lectura y 500Mb/s de escritura. Estos máximos se acercan bastante al máximo teórico del SATA3, pero en los test veremos si estos datos son verídicos o no, dado que aunque no lo pone ahí, su memoria NAND es MLC (Multi Level Cell) pero es asíncrona y su controladora es una SandForce SF-2281, la cual ya ha quedado un poco anticuada, por lo que podemos esperar unas velocidades de escritura bastante inferiores. No obstante, también vamos a tener en cuenta que se trata de uno de los SSD con mejor relación precio / giga del mercado (ahora mismo, el dispositivo que vamos a analizar de 240Gb ronda los 230 euros en España).

ANÁLISIS EXTERNO.

El OCZ Agility 3 de 240Gb viene embalado en un mero blíster de plástico transparente, dejando ver claramente el dispositivo. Para ser sincero estoy acostumbrado a que los fabricantes cuiden un poco mejor el embalaje de un dispositivo tan caro, pero de nuevo hay que tener en cuenta el precio del dispositivo.

Podemos ver los colores negro y verde predominando tanto en el dispositivo como en los anagramas del blíster. En la esquina inferior izquierda podemos ver que la capacidad de este SSD es de 240Gb.

En la parte trasera encontramos una pequeña descripción, así como las características técnicas principales.

Detalle de las características técnicas.

Junto con el SSD, OCZ ha incluído un pequeño folleto de información y garantía, así como una graciosa pegatina que reza «My SSD is faster than your HDD» o traducido, «Mi SSD es más rápido que tu disco duro».

Sacamos el dispositivo de su jaula de plástico. En la cara principal del disco no encontramos apenas información exceptuando el logo de OCZ y el identificativo de Agility 3.

En la cara opuesta sí que encontramos más datos en la pegatina. La protección inferior del disco es de aluminio.

Detalle de los conectores SATA. También aquí podemos ver las perforaciones para la instalación del SSD en adaptadores para bahías de 3,5″.

En los laterales encontramos más perforaciones para la instalación del SSD en bahías de 2,5″.

Vamos a abrir el dispositivo. Aquí podemos verlo «al desnudo». En la parte inferior de la imagen tenemos los chips de memoria NAND Flash, mientras que en el centro está la controladora SandForce. En la parte superior del PCB vemos serigrafiado el logotipo de OCZ.

Detalle de la controladora SandForce SF-2281.

TESTEO.

Para testear el OCZ Agility 3 240Gb lo hemos conectado a una placa Asus Sabertooth P67 B3 con la BIOS 1850. Lo hemos conectado a uno de los puertos SATA3 de color marrón, que corresponden a la controladora Intel P67, y han sido configurados en la BIOS en modo AHCI. El sistema operativo utilizado ha sido Windows 7 Ultimate SP1 de 64 bits con todos los parches instalados.

Vamos a ver qué información sobre el SSD nos proporciona CrystalDisk Info.

Como ya tiene la versión de Firmware más actualizada (2.22) procedemos con los test sintéticos.

HD Tune.

Aquí ya comenzamos a ver que, aunque la velocidad máxima se acerca a la que OCZ dice, todavía queda lejos. Más de 100Mb/s lejos, de hecho. No obstante mantiene bien la velocidad en todo momento, e incluso su velocidad mínima es bastante elevada.

CrystalDisk Mark.

Hay que reconocer que la velocidad de escritura es bastante elevada para tratarse de un SSD que utiliza memoria NAND Asíncrona (recordad el análisis del Kingston HyperX), pero la velocidad de lectura es bastante mala, más digna de un SSD SATA2 que uno SATA3. ¿Por qué ocurre esto? Porque CrystalDisk Mark (y AS SSD Benchmark que veréis más abajo) utiliza archivos incomprimibles para el test. Lamentablemente la controladora SandForce SF-2281 no se lleva muy bien con este tipo de archivos. Más adelante también podréis ver que por el contrario se lleva excepcionalmente bien con archivos que sí son comprimibles.

Aida64 Disk Benchmark.

¡Esto es otra cosa! ¡Mirad qué velocidades! Muy, muy cercanas a los 525Mb/s que prometía OCZ.

AS SSD Benchmark.

Aquí hemos tenido el mismo problema que con CrystalDisk Mark, la velocidad de escritura es muy decente, pero la de lectura deja bastante que desear. No obstante siguen siendo buenos valores.

AS SSD File Copy Benchmark.

Muy buenas velocidades, la verdad.

AS SSD File Compression Benchmark.

Estos si que son valores dignos de un SSD SATA3, muy buenas velocidades.

Arranque de Windows 7

Hemos hecho una instalación limpia de Windows 7 Ultimate de 64 bits, añadiendo únicamente los drivers necesarios para los componentes del sistema. El tiempo de arranque se ha medido desde que se pulsa el botón de encendido del equipo hasta que se muestra el escritorio.

Conectado mediante SATA3, el tiempo de arranque ha sido de tan solo 28 segundos, mientras que conectado por SATA2, ha subido hasta los 32 segundos. Unos tiempos de arranque excepcionalmente buenos, ¡se terminaron las largas esperas!

CONCLUSIÓN.

El OCZ Agility 3 240Gb es un dispositivo SSD tremendamente rápido. Tiene sus carencias, claro, pero por menos de 1€/Gb es de lo mejorcito que podéis encontrar en el mercado actual. Acelera enormemente la carga del sistema operativo y los programas principales, y además con 240Gb hay espacio de sobra para estos últimos, por lo que sería una inversión muy buena, mejor que un disco de 60Gb en el que a duras penas podremos instalar el sistema operativo y cuatro cosas más.

El OCZ Agility 3 es un SSD basado en el chipset SandForce, y como tal, está optimizado para archivos comprimibles, en los cuales tiene un gran rendimiento. No obstante, existen otras opciones para aquellos que necesiten trabajar con vídeos en alta definición o archivos ZIP grandes en su SSD. Estas otras opciones presentan controladoras Indilinx o Marvel, como por ejemplo los OCZ Octane o el nuevo Vertex 4.

PROS:

– Buen rendimiento, sobre todo de lectura.
– Precio.
– Retrocompatible SATA3 <-> SATA2.
– Acelera enormemente el arranque y el rendimiento de todo el sistema.
– Software de actualización de firmware sencillo y accesible.

CONTRAS:

– Flojea un poco en la velocidad de lectura.
– No incluye cable SATA3 certificado.
– Embalaje muy mejorable.

Por ello, en HardZone consideramos que el OCZ Agility 3 es un «Product Value» y por ello le otorgamos nuestra recomendación y nuestro galardón de oro.

Queremos agradecer a OCZ Technology por habernos suministrado la muestra para este análisis.