HDR en TV y monitores: ¿qué tipos hay y en qué se diferencian?

HDR en TV y monitores: ¿qué tipos hay y en qué se diferencian?

Rodrigo Alonso

Últimamente el HDR es uno de los términos que más se repiten cuando hablamos de TV y monitores, y debido a ello cada vez van «apareciendo» más tipos de HDR, hasta el punto de que podríais incluso haber escuchado frases como «ese HDR no es real». En este artículo te vamos a contar cuáles son los tipos de HDR que hay, qué características tienen y en qué se diferencian unos de otros, de manera que cuando compres una TV o monitor con HDR sepas qué es exactamente lo que estás comprando.

Como sabéis, HDR son las siglas de «High Dynamic Range» o «Alto Rango Dinámico», que en teoría proporciona un mayor nivel de contraste entre las imágenes claras y oscuras que vemos en la pantalla para crear una experiencia mucho más inmersiva e incluso realista. De buenas a primeras puede que esto no te diga mucho, pero la realidad es que puede llegar a ser bastante significativo y marcar una diferencia considerable en cuanto a la calidad de uno y otro panel.

HDR y DisplayHDR… ¿qué diferencia hay?

Antes de nada hemos de saber diferenciar entre HDR y la certificación DisplayHDR. DisplayHDR define una serie de parámetros medibles y se diferencia en distintos niveles: 400, 500, 600, 1000, 1400, 400 True Black y 500 True Black. Las especificaciones mínimas están definidas por VESA (y contad con que son valores mínimos, así que normalmente son mayores) y podéis verlas en esta tabla.

DisplayHDR-1-e1583758260198.jpg

Por lo tanto no debemos confundir HDR como tal y la certificación DisplayHDR; en esta última como hemos visto en la tabla hay una serie de parámetros mínimos definidos para los paneles. mientras que el resto de HDR (los que algunos llaman «no real») no tienen la certificación, y realmente son especificaciones no definidas porque no se define una metodología estándar para las pruebas.

Dicho esto, vamos a ver los tipos de HDR que hay.

¿Qué tipos de HDR hay y en qué se diferencian?

El HDR se consigue mediante técnicas de procesamiento y de imagen y, como tal, puede ser diferente de una pantalla a otra dependiendo del motor de procesamiento y la técnica que utilicen para ello. La finalidad es, no obstante, la misma: conseguir un mayor rango de niveles de exposición en todas las zonas de la imagen, haciendo que veamos los colores más vivos y realistas.

Vamos pues a ver todos los tipos de HDR que hay y en qué se diferencian.

HDR10

En este caso se trata de una licencia de libre utilización, y por ello veremos muchísimos monitores y TV que utilizan este reclamo de marketing. Lo que diferencia a este tipo de HDR de los demás es que no utiliza metadatos dinámicos, sino estáticos para el procesamiento de la imagen.

HDR10+

En este caso la diferencia es que se utilizan metadatos dinámicos. Fue implementado mediante una colaboración entre Samsung y Amazon, y solo podremos encontrar contenido disponible compatible con este formato en Amazon Prime Video, Netflix y películas en Blu-Ray. Su licencia también es de libre utilización, por lo que su adopción está siendo muy elevada por los fabricantes y cada vez hay más contenido disponible con este tipo de HDR.

HDR HLG

Es un formato desarrollado por las cadenas de televisión BBC y NHK, y como supondréis está diseñado para ofrecer HDR en las emisiones en directo por la televisión. Este formato lo han adoptado varios fabricantes, entre los que se encuentran LG, SONY (en su gama OLED) y Panasonic, aunque su utilización requiere una licencia de pago, por lo que no tiene muchas papeletas para prosperar en la industria.

HDR Dinámico

Cada vez se utiliza más este término, y es que viene gracias a las mejoras del estándar HDMI 2.1 ya que permite emplear la tecnología Dynamic Tone Mapping. Con este tipo de HDR se utilizan metadatos dinámicos y permite que el usuario pueda ajustar parámetros como el contraste, el brillo y el color en tiempo real.

HDR estático vs dinámicoHDR Dolby Vision

Este es otro de los tipos de HDR que muchos fabricantes utilizan como reclamo publicitario. Este es un HDR más avanzado que los anteriores pero que requiere un procesador de imagen específico tanto para el reproductor como para la pantalla, así que solo está disponible en modelos de gama muy alta. Una de las diferencias con el resto es que este tipo de HDR ofrece hasta 10.000 nits de brillo máximo (frente a los 1.000 de HDR10 por ejemplo) y que el procesamiento de la imagen se realiza por cada fotograma independiente.