¿Cuál es el mejor mando de Razer para las consolas PS4 y PS5?

¿Cuál es el mejor mando de Razer para las consolas PS4 y PS5?

Rodrigo Alonso

Junglecat, Raion, Raiju, Panthera… son muchos los mandos que Razer tiene disponibles para poder utilizar en consolas, y más concretamente en la PS4 y en la nueva PS5 de SONY pero, ¿cuál es el mejor mando de Razer? En este artículo te lo vamos a contar con todo lujo de detalles.

Contar con un mando específico para tu consola te puede proporcionar múltiples ventajas, como por ejemplo el poder contar con botones adicionales en los que configurar acciones complejas, o simplemente porque te sientes más cómodo con una ergonomía del estilo de Xbox en la PS5 (como sabéis, el mando de Xbox se caracteriza por tener los joysticks asimétricos, y a muchos les resulta más cómodo que el tenerlos simétricos como el mando original de PlayStation). Sea cual sea el motivo y si te gusta el fabricante Razer, ¿cuál es su mejor mando para PS4 y PS5?

Raiju Ultimate, el mejor mando de Razer para PS4 y PS5

Razer Raiju Ultimate

El Raiju Ultimate fue el tercer mando para PS4 que Razer lanzó al mercado, y representó la segunda evolución del Rajiu original. Si lo comparamos con éste y con el Tournament Edition, nos encontramos con que la disposición de los joystics es simétrica, igual que en el mando original de SONY, pero cuenta con multitud de facultades diferenciativas con las que justificar su, eso sí, elevado precio:

  • Conectividad tanto por Bluetooth como por cable.
  • Botonera con interruptores meca-táctiles de Razer.
  • Iluminación Chroma RGB configurable.
  • D-Pad intercambiable (cruceta estándar o con cuatro botones individuales).
  • Cabezales de los joystics intercambiables para cambiar el tacto y la altura.
  • Cuatro botones extra configurables.
  • Frenos para configurar el recorrido de los gatillos.
  • Agarres de goma para mejorar la ergonomía.
  • Configuración a través de aplicación móvil.
  • Cuatro perfiles en memoria + 500 en la nube.
  • Intensidad de vibración configurable.

Raiju Ultimate

Podéis ver que hay una multitud de diferencias entre el Raiju Ultimate, el mando original de la PS4 y los demás mandos de Razer que justifican su elevado precio, poniéndolo prácticamente a la altura del mando de terceros más famoso de todos los tiempos, el Microsoft Xbox Elite en cuanto a calidad y características. En este caso, eso sí, la configuración del mando se puede realizar a través de una aplicación para el móvil (hay que sincronizar el mando con el smartphone vía Bluetooth para ello), desde donde podremos configurar todos los ajustes, tanto perfiles como asignaciones de botones, intensidad de la vibración, colores de la iluminación, etc.

Pero uno de los puntos más fuertes de este mando radica sin duda en el uso de botones mecánicos y con feedback táctil, algo que los gamers más avezados sabrán apreciar sobremanera porque la sensación de pulsación es mucho más precisa y satisfactoria. Igualmente, los frenos instalados en los gatillos (que son potenciómetros) es algo que los amantes de los shooters en consola sabrán apreciar, ya que permite realizar disparos consecutivos mucho más rápido entre otras cosas. Además de todo esto, hay que recordar que podremos almacenar 4 perfiles de configuración directamente en el mando, pudiendo cambiar entre unos y otros fácilmente con los botones adicionales.

En general, el Razer Raiju Ultimate no solo es el mejor mando de Razer para la PS4 y PS5, sino que de hecho es uno de los mejores mandos del mercado para las consolas de SONY.

El mejor «mando» para juegos arcade de Razer

Razer Panthera EVO

Si más que un mando buscas un arcade stick para la PS4, entonces Razer también tiene el mejor producto para ti. El Panthera EVO es un arcade stick con ocho botones programables y un joystick analógico para que te puedas sentir como en las antiguas máquinas recreativas. Hace uso de botones de estilo Vewlix mecánicos para el mejor rendimiento, y su palanca ha sido fabricada por el mismísimo y mítico fabricante Sanwa, asegurando la mejor durabilidad incluso en las sesiones de juego más «bestias».

En este caso no es inalámbrico, pero su cable de tres metros de longitud te garantiza una total libertad de movimientos cuando juegas con la consola en el salón. Además es muy rígido y duradero, con un peso de 2,1 Kg que hace sentir su alta calidad desde que lo coges con las manos.