Gelid Solutions The Black Edition

Gelid Solutions LogoGELID Solutions Ltd. es una compañía con base en Hong Kong y administrada desde Suiza, fundada en 2008 por Gebhard SCHERRER y VC TRAN. Ambos habían trabajado anteriormente en la industria de la refrigeración de ordenadores durante años, hasta que lograron construir satisfactoriamente una nueva compañía gracias a su elevada experiencia. Hace muy poco que han lanzado al mercado su nuevo disipador, al que han llamado The Black Editiony hoy os presentamos el análisis de dicho disipador.

El diseño del Gelid The Black Edition está basado en un tipo de torre dual (al más puro estilo Noctua NH-D14), pero con dos torres mucho más estrechas. Lleva dos ventiladores de 120mm, uno que pertenece a la gama Silent, y otro que además de ser ultrasilencioso, es de formato Slim (ultra delgado) para aumentar la compatibilidad con módulos de memoria RAM. Este disipador de Gelid ha sido diseñado para proporcionar el máximo nivel de refrigeración pero ocupando el menor espacio posible. Para analizarlo hemos elegido una APU de AMD con tarjeta gráfica integrada. En concreto un APU AMD A8-3850 que tiene un TDP de fábrica de 100W, pero le hemos aplicado un Overclock que eleva su consumo energético hasta aproximadamente 180W. Vamos a ver si este Gelid The Black Edition es capaz de refrigerar adecuadamente esta APU con un consumo tan elevado.

Vamos a ver sus características técnicas.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

Sacadas de la página web de Gelid Solutions.

Specs

Como vemos, las dimensiones de este The Black Edition aunque son considerables, no llegan ni por asomo a ser tan grandes como las del monstruoso Noctua NH-D14. No obstante, su peso junto con los ventiladores es de casi 1Kg, así que añadirá un buen factor de torsión a nuestra placa base. Sin embargo, Gelid incluye un buen backplate para evitar esta torsión.

Aunque ni en las especificaciones de la web, ni en la caja del disipador hemos encontrado el TDP máximo que este disipador es capaz de refrigerar, el mismísimo VC Tran, cofundador de Gelid Solutions, nos ha confirmado que debería poder disipar 180W de calor sin mucho problema.

Aparte de que lleva un heatpipe de más con respecto a lo que es habitual en este tipo de disipadores, The Black Edition cuenta con 7 heatpipes de cobre con una disposición un tanto peculiar. A continuación vamos a ver una imagen de cómo se distribuye el calor en un disipador de 7 heatpipes con una disposición tradicional.

Tradicional disposicion

Como vemos, el calor generado por el procesador se concentra en las tres heatpipes centrales. Ahora vamos a ver cómo se distribuye el calor en las heatpipes con la disposición de las mismas que Gelid ha puesto en The Black Edition.

DisposicionComo vemos, el calor generado por la CPU es menor al estar mejor distribuído entre las heatpipes.

Comentado esto, vamos a pasar a ver el disipador.

ANÁLISIS EXTERNO.

El Gelid The Black Edition se presenta en una caja de cartón duro de un tamaño no demasiado grande, aunque a pesar de eso cuenta con asa para facilitar su transporte.

Gelid The Black Edition - 01

En la cara principal podemos ver una foto a escala del disipador a tres cuartos. En la zona superior vemos el logo de Gelid Solutions y debajo el anagrama “The Black Edition”.

Gelid The Black Edition - 02

En uno de los laterales encontramos las especificaciones técnicas tanto del disipador como de los ventiladores.

Gelid The Black Edition - 03

En la parte trasera de la caja tenemos una lista de compatibilidad, así como un inventario de accesorios incluidos y un diagrama del flujo de aire.

Gelid The Black Edition - 04

En el último lateral, Gelid ha dispuesto iconos con las características principales, así como algunas fotos de diversas zonas del disipador.

Gelid The Black Edition - 05

Abrimos la caja y encontramos al The Black Edition muy bien protegido.

Gelid The Black Edition - 07

No obstante, al quitarle las protecciones podemos apreciar el imponente aspecto que tiene este disipador de Gelid Solutions.

Gelid The Black Edition - 08

El ventilador encargado de introducir aire a través del primer bloque de aletas de aluminio es un ventilador de tamaño slim, aunque sus 120mm de diámetro y sus 1600 rpm de máxima velocidad hacen que genere un flujo de aire más que decente de 89.1 CFM. En esta foto podemos apreciar también las 7 heatpipes que salen de la base.

Gelid The Black Edition - 09

En esta foto podemos apreciar que los dos bloques de láminas de aluminio están descentrados con respecto a la base de cobre que irá en contacto con el disipador. Esto se ha hecho así, junto con la adición de un ventilador slim, para que este disipador sea compatible con memorias RAM con disipadores de gran tamaño (en teoría).

Gelid The Black Edition - 10

Por la parte trasera no hay ningún ventilador, aunque Gelid incluye accesorios para poder instalar un tercer ventilador en este The Black Edition.

Gelid The Black Edition - 11

Y para completar la vista en 360 grados, el último lateral. Hay que decir que aunque las láminas de aluminio están soldadas a las heatpipes para maximizar la transferencia de calor, éstas no están soldadas entre sí en los extremos (aunque pueda parecerlo ya que en los laterales se ve como una pieza casi sólida en lugar de muchas láminas unas encima de otras). Simplemente están unas encima de otras, y Gelid ha doblado los extremos para crear un efecto pared y obligar al aire a pasar a través de las láminas de aluminio sin que éste se escape por los laterales. Esto está muy bien y además es algo muy inteligente, pero me habría gustado que estas láminas estuvieran también soldadas entre sí en los extremos para darle al disipador mayor robustez.

Gelid The Black Edition - 12

Vamos a la base. Aquí podemos ver claramente la disposición de las 7 heatpipes a través de uno de los bloques de láminas de aluminio. Aunque las heatpipes están niqueladas para evitar la corrosión, la base de cobre no lo está.

Gelid The Black Edition - 13

Aquí podemos ver en detalle la base de cobre y las heatpipes saliendo de ella.

Gelid The Black Edition - 14

Vamos a la parte de arriba. Gelid ha dispuesto unos bloques de aluminio pintados en negro a forma de embellecedores para las terminaciones de los heatpipes y para, al mismo tiempo, poder poner su logo. La verdad es que es un detalle que no hace nada, pero le da un mucho mejor aspecto global al disipador. Me gusta.

Gelid The Black Edition - 15

Detalle del logotipo de Gelid.

Gelid The Black Edition - 16

Retiramos los ventiladores para poder ver lo que es el disipador en sí, desnudo.

Gelid The Black Edition - 17

Los dos bloques de láminas de aluminio son bastante delgados en comparación con otros disipadores tipo torre dual que hemos probado, como por ejemplo el Noctua NH-D14 o el Phanteks PH-TC14PE. No obstante, aunque sean más delgadas, no tienen aspecto de ser para nada endebles (de hecho le da un aspecto de ser menos “mastodonte”), lo que no quita que, como comenté antes, el haberlas soldado le habría dado al disipador mucha mayor robustez.

Gelid The Black Edition - 18

Aquí podemos apreciar mejor la asimetría entre la distancia de los bloques de láminas a la base de cobre que comentamos antes.

Gelid The Black Edition - 19

De fábrica, Gelid ha instalado el accesorio de anclaje en el centro de la base.

Gelid The Black Edition - 20

Vamos a ver los ventiladores. Ambos forman parte de la serie “Silent” de Gelid Solutions. A la izquierda podéis ver el ventilador normal, con sus 7 aspas bastante anchas para crear mayor presión estática (tened en cuenta que este es el ventilador que va en el centro, así que además de empujar aire por el segundo bloque de lásminas, también tiene que absorber aire del primero), y a la derecha tenemos el ventilador tipo slim, el cual cuenta con 11 aspas más finas.

Gelid The Black Edition - 21

En su parte trasera podemos ver la pegatina con el identificativo de Gelid.

Gelid The Black Edition - 22

Como vemos en esta imagen, el grosor es bastante distinto entre ambos.

Gelid The Black Edition - 23

Además de que los dos ventiladores son de 120mm, ambos tienen conector PWM de 4 pines para que sus revoluciones puedan ser controladas automáticamente por la placa base en función de la temperatura del procesador.

Gelid The Black Edition - 24

Pasamos a los accesorios. Todos vienen dentro de esta cajita blanca.

Gelid The Black Edition - 25

Dentro de la misma hay una bolsa que contiene todo excepto un cable bifurcador para poder conectar ambos ventiladores en un solo conector de la placa base que viene fuera.

Gelid The Black Edition - 26

Vamos a verlo todo un poco más de cerca. Este es el bifurcador.

Gelid The Black Edition - 27

En esta bolsita tenemos toda la tornillería además de los accesorios de montaje tanto para Intel como para AMD.

Gelid The Black Edition - 28

Aquí tenemos los anclajes de dos ventiladores. El central que viene sin anclar, y dos más para poder instalar un tercer ventilador.

Gelid The Black Edition - 29

Un backplate bastante grande con muchas perforaciones para poder ser utilizado en todas las plataformas compatibles.

Gelid The Black Edition - 30

Unas arandelas de plástico para proteger la placa base cuando instalemos el disipador.

Gelid The Black Edition - 31

Gelid también incluye su afamada pasta térmica Gelid GC-Extreme.

Gelid The Black Edition - 32

Por último, la hoja con instrucciones de montaje, la cual tengo que decir que está bastante detallada y la traducción al castellano es bastante buena.

Gelid The Black Edition - 33

Una vez visto el disipador y sus accesorios, vamos a proceder a instalarlo.

MONTAJE.

En nuestro caso hemos elegido una plataforma AMD para instalar The Black Edition, pero para plataformas Intel el montaje es bastante parecido e ingual de fácil. Comenzamos poniendo las arandelas adhesivas en los huecos del socket de la placa base.

Gelid The Black Edition - 34

Tal y como hemos colocado el primero, lo hacemos en los 4 agujeros del socket.

Gelid The Black Edition - 35

Acto seguido, colocamos el backplate en la parte trasera haciendo coinicidir los agujeros de la placa base con los del backplate.

Gelid The Black Edition - 36

Ahora vamos a proceder a fijar el backplate, y para ello utilizaremos los siguientes accesorios.

Gelid The Black Edition - 37

Introducimos los tornillos por los agujeros del backplate en la zona trasera de la placa base, y las tuercas por el lado opuesto.

Gelid The Black Edition - 38

Más de cerca.

Gelid The Black Edition - 39

El tornillo sale por el lado opuesto. Ahora pondremos la tuerca sobre él tornillo y el backplate quedará fijo.  Hay que decir que no hacen falta herramientas para esta tarea.

Gelid The Black Edition - 40

Aquí ya lo tenemos fijado. Como es lógico, hay que hacer este mismo proceso en los 4 agujeros del socket.

Gelid The Black Edition - 41

Ahora hay que instalar los accesorios para la plataforma que hemos elegido. Como nuestra plataforma es AMD, estos son los accesorios necesarios.

Gelid The Black Edition - 42

Simplemente colocamos cada accesorio encima de los tornillos que instalamos al principio y lo fijamos con los cabezales.

Gelid The Black Edition - 43

En esta ocasión tenemos solo dos, uno a cada lado del procesador.

Gelid The Black Edition - 44

Ahora hay que aplicar pasta térmica sobre el procesador.

Gelid The Black Edition - 46

Una vez aplicada la pasta térmica hay que fijar el disipador. Colocamos The Black Edition sobre el procesador, y con estos dos tornillos lo anclamos.

Gelid The Black Edition - 47

Un tornillo por cada lado, así de simple.

Gelid The Black Edition - 48

Hecho esto, ya tenemos el disipador perfectamente sujeto.

Gelid The Black Edition - 49

Otra vista.

Gelid The Black Edition - 50

Ahora solo nos queda anclar los ventiladores de nuevo al disipador y ya lo tenemos listo para funcionar.

Gelid The Black Edition - 51

Vista lateral.

Gelid The Black Edition - 52

Vista trasera.

Gelid The Black Edition - 53

A pesar de que el disipador es asimétrico y de que usa un ventilador Slim en la zona que va pegada a las memorias RAM, nos hemos encontrado con que aun así, el ventilador queda encima del primer módulo de memoria. No obstante, solo hay que levantar un poquito el ventilador y se puede instalar sin mayor complicación.

Gelid The Black Edition - 55

Ahora conectamos el bifurcador a los conectores de los ventiladores.

Gelid The Black Edition - 56

Y el conector del bifurcador a la placa base.

Gelid The Black Edition - 57

TESTEO.

Para el testeo de The Black Edition hemos empleado el siguiente hardware:

– AMD A8-3850 @ 3,4 Ghz 1.392 VCore.
Gigabyte GA-A75M-UD2H.
– 2x4Gb G.Skill Sniper 1866Mhz.
– MSI GTX560 Ti Twin Frozr II.
– Antec TruePower 750.
– Cooler Master Test Bench v.1.0.
Crucial M4 128Gb SATA3 SSD.
– Seagate Barracuda 7200.12 SATA2.

Vamos con el testeo de rendimiento térmico. Hay que reseñar que antes de realizar los test he tenido el Gelid The Black Edition instalado en el sistema de test durante 3 días, haciéndolo funcionar en todo tipo de situaciones (juegos, edición de vídeo, navegación por internet, etc.) para dejar que la pasta térmica se asiente. En total ha estado encendido unas 36 horas antes de realizar los test. En la siguiente gráfica podéis ver cuatro valores diferentes, todos tomados con OpenHardwareMonitor con los ventiladores en modo PWM y mientras se ejecutaba Furmark para estresar también la gráfica. – Idle (temperatura tras 20 minutos de reposo). – Prime95 (temperatura máxima alcanzada tras 30 minutos con Prime95 64 bits). – Lynx (temperatura máxima alcanzada con 5 runs de Lynx). – Intel Burn Test (temperatura máxima alcanzada con 5 runs de IBT). La temperatura mostrada es la Delta de temperatura, es decir, la temperatura medida menos la temperatura ambiente. De esta manera se muestra de una manera más fidedigna el resultado del disipador sin importar la temperatura ambiente.

Temperatura

Como vemos, las temperaturas son realmente buenas, y más teniendo en cuenta que The Black Edition no hace nada de ruido. Pero nada, de verdad. Los ventiladores apenas sobrepasaron las 900 rpm durante el test, una velocidad a la que son completamente inaudibles, y eso que el test lo hemos hecho en una caja abierta. En una caja cerrada, pues menos todavía.

CONCLUSIÓN.

The Black Edition es un muy buen disipador, acorde a su precio de mercado (su MRSP es de 59 euros, aunque seguro que lo encontraremos más barato cuando llegue a España). Tiene un rendimiento térmico muy bueno teniendo en cuenta el tamaño que tiene, y además es muy silencioso. De hecho, creo que es el disipador tipo torre que mejor relación rendimiento / ruido tiene de todos los que han pasado por mis manos, y con diferencia. Además, me gusta bastante la estética que Gelid le ha dado a este disipador, aunque a decir verdad me habría gustado que las aletas de aluminio también estuvieran pintadas en color negro. Por si esto fuera poco, es un disipador cuyo montaje es un juego de niños, ayudado en gran medida por unas instrucciones de montaje claras y concisas. Pienso que incluso los usuarios más inexpertos podrían montarlo sin ningún tipo de problema.

Como punto negativo, destaco que me habría gustado ver las aletas de aluminio soldadas en sus bordes.

PROS:

– Buen rendimiento térmico.
– Muy silencioso.
– Estética.
– Facilidad de instalación.

CONTRAS:

– Láminas de aluminio no soldadas en los extremos.

Por ello, desde Hardzone le damos nuestra recomendación y nuestro galardón de oro al Gelid The Black Edition. recomendado   HZ - Oro2   Queremos agradecer a VC Tran por habernos enviado la muestra necesaria para la realización de este análisis.