Western Digital

HDD
Western Digital

WD ha desarrollado los primeros discos duros CMR y SMR de 18 y 20TB

  • 24 de diciembre, 2019 • 11:00
  • Javier López

Aunque no están disponibles todavía para las empresas comunes Western Digital ha comenzado a enviar muestras de sus HDD de mayor capacidad a sus socios de la industria OEM empresariales y al mismo tiempo a los clientes de servidores hiperescalables. Dicho envío se ha centrado en sus dos modelos de nueva factura de los cuales no se han revelado demasiados datos, pero sí sabemos que tendrán por nombre Ultrastar DC HC650 SMR y Ultrastar DC HC550 CMR, con 20 y 18 TB respectivamente.

Leer más
MAMR
Componentes

WD explica por qué todavía no ha implementado MAMR en sus discos duros

  • 13 de diciembre, 2019 • 16:30
  • Rodrigo Alonso

Western Digital lleva ya más de dos años promocionando su tecnología MAMR (Microwave Assisted Magnetic Recording) para sus discos duros, pero es sorprendente que a día de hoy no la esté implementando ni tan siquiera en sus discos de 18 y 20 TB. La razón, explicada ahora por parte del fabricante, es que según ellos todavía no ha llegado el momento de utilizarla. Os lo contamos todo a continuación.

Leer más
Componentes

WD actualiza su gama media de SSDs NVMe con los WD Blue SN550

  • 12 de diciembre, 2019 • 10:30
  • Rodrigo Alonso

Western Digital ha anunciado la actualización de su familia de SSD de gama media WD Blue con los nuevos modelos SN550. Se trata de SSD M.2 NVMe baratos que buscan llegar a todos los públicos gracias a su buena relación de prestaciones / precio, y que se ofrecen en modelos de hasta 1 TB de capacidad con un rendimiento bastante decente a precios tan contenidos como que el modelo más caro apenas cuesta 90 euros.

Leer más
Discos Duros WD
Western Digital

WD Red, Black, Blue… ¿en qué se diferencian estos discos duros?

  • 10 de abril, 2024 • 10:51
  • Roberto Sole
  • 6

Uno de los fabricantes de unidades de almacenamiento más importantes del mercado es Western Digital (WD). La compañía ofrece diferentes tipos de discos duros desarrollados para diferentes segmentos, organizados por colores. Te explicaremos quien es WD, su papel en la industria y que quieren decir los colores de sus discos duros.

Leer más
Componentes

WD SC QD101 y WD Purple 14 TB: más almacenamiento para sistemas de seguridad

  • 29 de octubre, 2019 • 17:30
  • Rodrigo Alonso

Western Digital ha anunciado hoy la inclusión en su catálogo de dos nuevos productos de almacenamiento: por un lado, tenemos la tarjeta micro SD SC QD101 Ultra Endurance, diseñada para tener una gran longevidad, y por otro lado el nuevo disco duro WD Purple de 14 TB, diseñado para sistemas de seguridad y que también destaca por su alta durabilidad, pues está pensado para un funcionamiento 24×7 durante muchos años.

Leer más
Review Western Digital Black SN750
Discos Duros

Western Digital Black SN750 1 TB, review: SSD NVMe tope de gama

  • 27 de noviembre, 2020 • 16:38
  • Rubén Velasco

Los SSD revolucionaron el mercado en su momento, siendo una tecnología que escaló rápidamente entre los equipos de los usuarios por su gran rendimiento. Actualmente al haberse estandarizado y entrado en competencia directa, los precios han caído, donde además nuevas interfaces han salido a la palestra como NVMe, donde la última mejora proviene del nuevo bus PCIe 4.0. El sector de alto rendimiento bajo NVMe se está moviendo en este sentido, aunque de momento los SSD bajo PCIe 3.0 siguen siendo mayoría y a un mejor precio por GB. Aquí encaja como un guante el nuevo Western Digital WD Black SN750 NVMe, un SSD de alto rendimiento que conoceremos más a fondo a continuación.

Leer más
Análisis Western Digital My Passport SSD
Discos Duros

Análisis: Western Digital My Passport SSD

  • 20 de junio, 2018 • 21:00
  • Rubén Velasco

Los SSD, también llamados erróneamente «discos duros SSD» ya que no están formados por discos como los discos duros tradicionales, sino que su estructura está basada en chips de memoria, de forma similar a una memoria USB, nos han permitido acabar con el cuello de botella, cada vez más estrecho, que estaban generando los discos duros tradicionales. Aunque al principio estos eran bastante caros, con el tiempo se han ido adaptando en precio, estando hoy en día al alcance de cualquier usuario.

Como era previsible, estos SSD también se están abriendo paso dentro del mercado del almacenamiento externo, permitiéndonos guardar cualquier dato en estas unidades de forma mucho más rápida y duradera que en las unidades de almacenamiento tradicional. Además, los SSD externos también se han convertido un accesorio de suma importancia para los usuarios de consolas como la PS4 o la Xbox One debido a que, por el tamaño que ocupa cada juego, muchos usuarios se quedan sin espacio en sus consolas y necesitan ampliar fácilmente el almacenamiento. Los SSD externos ofrecen a los usuarios una forma muy fácil de ampliar este almacenamiento, además de que, al ser más rápidos, nos permiten reducir los tiempos de espera y mejorar el rendimiento frente a los discos duros tradicionales.

Western Digital es uno de los principales fabricantes de discos duros, y como era de esperar, este fabricante no ha perdido la oportunidad de entrar fuerte en el mercado del almacenamiento sólido, especialmente tras la compra de Sandisk. Así, igual que cuenta con SSD internos, dentro de su catálogo también podemos encontrar SSD externos, como es el caso del Western Digital My Passport SSD.

Especificaciones técnicas del Western Digital My Passport SSD

El Western Digital My Passport SSD pertenece a la gama de SSD externos de WD. Este SSD busca ofrecer a los usuarios una solución de almacenamiento alternativa para quienes necesiten algo pequeño, muy rápido y, sobre todo, resistente y duradero, siendo resistente a caídas de hasta casi 2 metros, según el fabricante, sin dar ningún tipo de problemas, incluso mientras está funcionando.

Estas unidades de almacenamiento se conectan a través de USB-C (con un adaptador para USB 3.1), pudiendo conseguir un ancho de banda de hasta 10 Gb/s, aunque la velocidad máxima de lectura, según el fabricante, será de 515 MB/s.

Dentro de la gama My Passport SSD podemos encontrar unidades de 256 GB, 512 GB (la que vamos a analizar nosotros), 1 TB y hasta 2 TB, pudiendo satisfacer así las necesidades de almacenamiento de cualquier usuario.

El tamaño de este SSD externo es de 90 mm de largo, 45 mm de ancho y tiene un grosor de tan solo 10 mm. También cuenta con cifrado por hardware, ideal para aquellos que llevan datos importantes y no quieren que caigan en manos de ninguna persona no autorizada.

Especificaciones técnicas Western Digital My Passport SSD

Análisis externo del Western Digital My Passport SSD

Este SSD externo viene en una caja de cartón amarilla y blanca en la cual podemos ver una foto del SSD en cuestión, así como sus principales características, como el espacio de almacenamiento, la velocidad, etc. En la parte trasera, además, podremos ver un resumen de estas especificaciones, sus requisitos y, además, el contenido de la caja, destacando el cable USB-C y su adaptador a USB 3.1.

En el interior de la caja ya nos encontramos con el SSD en cuestión, sujeto en un blister de plástico. En la parte inferior del blister encontraremos el cable USB-C con su adaptador a USB 3.1, así como el papel de soporte y garantía y una guía rápida.

En la parte delantera del blister nos encontraremos con el SSD en cuestión. Como podemos ver, el Western Digital My Passport SSD es realmente pequeño, y está decorado con el color negro en la parte superior, con el logo de WD, y una decoración estilo aluminio en la parte inferior.

Por la parte trasera de este SSD encontraremos el modelo y los números de serie del mismo, mientras que en la base del mismo tendremos el conector del tipo USB-C para conectar el cable.

Análisis interno del Western Digital My Passport SSD

Debajo de la pegatina en la que podemos ver el número de serie podemos encontrar un tornillo que nos permite desmontar este SSD para poder ver en realidad qué tiene por dentro. En realidad, como podemos ver en las imágenes a continuación, en el interior de este SSD externo encontramos un PCB equipado con la conexión USB Type-C y un zócalo para SSDs en formato M.2. Y, efectivamente, hay un SSD M.2 anclado a ésta, y aunque no está especificado, parece ser una unidad Sandisk X400.

El SSD de Sandisk viene anclado al PCN, por lo que no podemos extraerlo para conectarlo como un SSD interno al ordenador, y tampoco vamos a poder, por ejemplo, aprovechar la controladora para otros SSD. No, al menos, sin dañarla.

Pruebas del Western Digital My Passport SSD

Para llevar a cabo estas pruebas hemos utilizado el siguiente hardware:

Además, para aprovechar al máximo el ancho de banda que nos brinda esta unidad la hemos conectado directamente al puerto USB-C de la placa base.

Cuando lo conectamos a Windows 10 podemos ver las propiedades de esta unidad, propiedades que nos muestran que realmente tenemos 476 GB (gigabytes) disponibles.

Propiedades Western Digital My Passport SSD

Si copiamos un archivo muy grande (un ZIP de unos 20 GB) para ver su velocidad máxima de lectura y escritura en la práctica podemos ver cómo, aunque no alcanza los 515 MB/s teóricos, los valores son más que excelentes. La copia de los datos se ha realizado obviamente de un SSD interno a este SSD externo.

Ahora vamos a poner a prueba este SSD externo con las conocidas herramientas de benchmark de unidades de almacenamiento.

CrystalDiskInfo

La primera de las aplicaciones que vamos a probar con este SSD externo es CrystalDiskInfo. Esta aplicación, aunque no hace benchmark, nos permite conocer los detalles técnicos de esta unidad, como datos relacionados con el firmware, y toda la información del SMART para detectar posibles fallos potenciales que puedan estar afectando al rendimiento de la unidad.

Como podemos ver, este SSD tiene un problema de temperatura, se calienta demasiado cuando tiene altas cargas de trabajo. Nada preocupante, en un principio, pero recordamos que los SSD pierden rendimiento en altas temperaturas.

CrystalDiskMark

Entrando ya en el benchmark de este SSD externo, la primera aplicación que vamos a usar es la conocida CrystalDiskMark. Esta aplicación realiza distintas pruebas de velocidad con distintos tipos y tamaños de datos, pero la más importante y representativa es la velocidad secuencial, velocidad que, al final, es la que más afecta al usuario final cuando trabaja con archivos de gran tamaño y es la velocidad que el propio fabricante suele indicar como máxima de lectura.

La velocidad 4K también es otro aspecto interesante de este benchmark, ya que nos muestra la velocidad a la que trabaja con muchos archivos pequeños, uno de los puntos débiles de todos los discos duros y SSD.

Western Digital My Passport SSD - DiskMark64

AS SSD Benchmark

Esta herramienta nos permite hacer unos tests muy similares a los que nos ofrece CrystalDiskMark, por lo que es excelente para comparar valores entre ambas herramientas. Además de las velocidades secuenciales y 4K de los tests sintéticos, también nos permite ver los IOPS (operaciones de entrada y salida por segundo) del disco, muy útil para conocer la vida media que podría tener con un uso intensivo.

También vamos a realizar el test «Compression» de esta herramienta, pudiendo ver si las velocidades son estables o, a medida que se va utilizando la unidad tenemos pérdidas de rendimiento.

Western Digital My Passport SSD - AS SSD Benchmark Comprimir

Por último, otro test muy importante para los SSD es el «Copy-Benchmark» de esta herramienta, que nos permite simular la copia de distintos archivos para conocer la velocidad y el tiempo.

Western Digital My Passport SSD - AS SSD Benchmark Copiar

ATTO Disk Benchmark

Esta aplicación nos permite medir la velocidad de un disco duro, o SSD, utilizando distintos bloques de archivos. Mientras que con archivos de gran tamaño no suele haber problema, cuando copiamos archivos muy pequeños suele haber muchos problemas de rendimiento. Esta herramienta nos permite ver hasta qué punto falla el SSD y a partir de qué tamaño las velocidades de lectura y escritura son óptimas.

Western Digital My Passport SSD - ATTODiskBenchmark

Anvil´s Storage Utilities

Por último, esta aplicación nos permite volver a calcular el rendimiento en función a pruebas similares y hace una media de todos los resultados, siendo muy útil y simple para comparar resultados en función de la nota de esta herramienta en vez de tener que ver los resultados individuales de las pruebas anteriores.

Western Digital My Passport SSD - AnvilPro

Opinión personal y conclusión del Western Digital My Passport SSD

La verdad es que este SSD externo nos ha sorprendido, y para bien. Windows lo reconoce sin problema y, para los usuarios acostumbrados a utilizar las herramientas de backup y cifrado de Western Digital son las primeras que nos encontramos al conectarlo al PC. Las velocidades de lectura y escritura son excelentes, dentro de lo esperado por un SSD de gama alta conectado a un puerto de última generación como es el USB-C. Su pequeño tamaño lo hace ideal para llevarlo siempre con nosotros (pesa 40 gramos, apenas notaremos que lo llevamos) de manera que podamos tener nuestros archivos siempre con nosotros.

Si hubiera que destacar algún punto débil de este SSD externo uno de ellos sería, sin duda, la temperatura. Desde que lo conectamos empezamos a notar cómo su temperatura va aumentando. En reposo, la temperatura supera ya los 50 grados tras una hora conectado al ordenador, subiendo casi hasta los 70 cuando le hemos estado haciendo los benchmark. Esto puede deberse perfectamente a su tamaño, y es que es tan pequeño que no deja mucho espacio de ventilación al SSD como tal. Además, el material, plástico, tampoco ayuda a disipar esta temperatura.

Por último, no hemos querido perder la oportunidad de probar el Western Digital My Passport SSD en una PS4. Después de haber configurado este dispositivo como almacenamiento ampliado y haber movido algunos de los juegos que teníamos instalados en la memoria interna de la consola a este nuevo SSD hemos querido comprobar si realmente merece la pena utilizar este SSD en una consola como la PS4, o la Xbox One.

El principal cuello de botella de las consolas hoy en día son los discos duros internos, y, aunque los discos duros externos pueden solucionar el problema del espacio de almacenamiento, sigue existiendo ese cuello de botella.

Un SSD externo como el Western Digital My Passport SSD acaba con estos dos problemas a la vez, por un lado, el cuello de botella y por otro lado el problema del espacio de almacenamiento. Tras probar varios juegos que teníamos instalados en el HDD desde el SSD hemos podido ver que los tiempos de carga se han reducido bastante. Además, da la sensación de que la experiencia de juego es más fluida, eliminando algunos pequeños saltos, o FPS-drops, que experimentábamos en algunos juegos desde el HDD interno de la consola.

Sin duda, el Western Digital My Passport SSD no es perfecto, pero es una de las mejores opciones que podemos encontrar hoy en día en el mercado, tanto para uso personal y diario como para utilizarlo en una consola para mejorar la experiencia de juego y reducir los tiempos de espera que, en ocasiones, pueden ser desesperantes.

Pros:

  • Excelentes velocidades de lectura y escritura.
  • Tamaño muy reducido.
  • Gran conectividad USB-C y USB 3.0.
  • Bastantes capacidades para elegir según el uso que le vayamos a dar.

Contras:

  • Se calienta mucho.
  • El SSD está unido a la controladora.
  • Velocidades a veces inestables, probablemente por la temperatura.
  • Carcasa de plástico y con sensación de ser endeble. Hubiera sido mucho mejor de aluminio o metal (incluso para el problema del calor)

Por todo ello, hemos decidido dar al Western Digital My Passport SSD nuestro galardón de oro.

Puntuación Western Digital My Passport SSD

Leer más
Review SSD WD Green
Discos Duros

Análisis: SSD Western Digital Green 240 GB

  • 12 de noviembre, 2020 • 17:39
  • Rubén Velasco

Los discos duros han sido, durante muchos años, los mayores cuellos de botella de los ordenadores, hasta la llegada del almacenamiento en estado sólido, con llamados SSD. Western Digital, como uno de los mayores fabricantes de discos duros, no iba a perder la oportunidad de abrirse hueco en este mercado y, aprovechando una gran oportunidad, se hizo con Sandisk en 2015, empezando a fabricar y comercializar así sus primeros SSD para poder abrirse hueco en este mercado que estaba en auge: WD Green y WD Blue.

Similar a lo que ocurre con los discos duros de Western Digital, la serie Green de estos SSD es la serie de «gama baja», la gama económica de bajo rendimiento y consumo energético, mientras que la serie Blue nos ofrece, además de una mayor fiabilidad, un mejor rendimiento, aunque con un consumo de energía algo superior.

Características técnicas del SSD Western Digital Green 240 GB

En esta ocasión vamos a analizar el SSD Western Digital Green de 240 GB, una unidad de almacenamiento sólido económica que nos ofrece unas velocidades de transferencia de hasta 545 MB/s y una fiabilidad de hasta 1 millón de horas, al menos según la ficha técnica de este dispositivo de almacenamiento.

SSD Western Digital Green 240 GB - Especificaciones

La interfaz de este SSD es SATA III a 6 Gb/s, y podemos elegir si queremos en formato de 2.5 pulgadas o M.2 2280. Nosotros vamos a analizar el formato de 2.5 pulgadas, perfecto y totalmente compatible con cualquier ordenador de sobremesa o portátil, ya que los M.2 solo funcionan (con posibilidad de boot) en condiciones en los ordenadores con chipset Z97 en adelante.

En cuanto al consumo, este SSD usa una energía media activa de 80 mW, mientras que la máxima, tanto en lectura como en escritura, es de 2800 mW.

Análisis externo del SSD Western Digital Green 240 GB

Este SSD viene embalado en una caja de cartón de color verde y blanco, mismo color que, como veremos más adelante, nos encontraremos en la pegatina de este Western Digital Green. Por la parte trasera encontraremos un hueco desde el que podremos ver el número de serie de esta unidad de almacenamiento.

Cuando abrimos la caja podremos ver cómo en el interior tenemos el SSD en cuestión junto con el folleto de garantía. El SSD viene envuelto en una bolsa de plástico antiestática, y también en un blíster de plástico para evitar golpes durante el transporte del mismo.

Una vez sacado el SSD de su bolsa antiestática veremos el logo de Western Digital Green, así como su capacidad en la pegatina de la parte superior. En la parte inferior podremos ver otra pegatina con la información técnica del dispositivo, como, por ejemplo, su número de serie y modelo exacto.

El grosor de este SSD es de tan solo 7 mm, y la conexión, como hemos dicho antes, es SATA III.

Dentro de la caja no tenemos nada más, ni cables para conectarlo ni siquiera un adaptador para bahías normales de 2.5 pulgadas que se incluye en muchos otros modelos de unidades SSD.

Para poner en marcha este SSD lo único que hay que hacer es abrir nuestro ordenador y conectarlo, como cualquier disco duro o cualquier otra unidad de almacenamiento. Por defecto no trae formato, por lo que, antes de utilizarlo, tendremos que crear una tabla de particiones y darle formato utilizando un sistema de archivos (si utilizamos Windows, en NTFS).

Antes de empezar a utilizarlo también es recomendable descargar e instalar la herramienta de Western Digital para actualizar el firmware de este SSD.

WD SSD Dashboard

Testeo del SSD Western Digital Green 240 GB

Para probar el rendimiento de este SSD Western Digital Green de 240 GB vamos a utilizar las herramientas de benchmark que solemos utilizar habitualmente, todas ellas ejecutadas sobre un equipo con Windows 10 de 64 bits.

La primera de las herramientas que vamos a probar es CrystalDiskInfo para conocer la información técnica sobre esta unidad y las características soportadas.

SSD Western Digital Green 240 GB - CrystalDiskInfo

Como la mayoría de los SSD de hoy en día, este es compatible con las características S.M.A.R.T., APM, NCQ y TRIM, además de ser compatible también con DevSleep, lo que permite entrar en suspensión al disco cuando no lo utilizamos, pero pudiendo retomar su actividad en milésimas de segundos cuando necesitemos acceder a él.

Después de conocer ya las características técnicas de este SSD, a continuación, vamos a pasarle CrystalDiskMark, una de las herramientas más conocidas y utilizadas para hacer benchmark a discos duros y unidades SSD para conocer las velocidades de lectura y escritura bajo determinadas circunstancias.

Mientras que las velocidades de lectura y escritura secuencial es bastante buena, los tests 4KiB, que son uno de los puntos débiles de los SSD, la verdad es que dejan mucho que desear en comparación a otros SSD de gama alta, aunque siguen siendo bastante superiores a los que puede ofrecer cualquier disco duro estándar.

La siguiente herramienta que vamos a utilizar para analizar esta unidad Western Digital es ATTO Disk Benchmark. Esta herramienta es muy interesante ya que nos permite conocer el rendimiento de un disco duro o un SSD al trabajar con archivos muy pequeños.

SSD Western Digital Green 240 GB - ATTO Disk Benchmark

Como podemos ver, hasta los 32 KB la velocidad de lectura y escritura es bastante baja en comparación con otros SSD de gama alta que suelen ofrecer ya velocidades de lectura y escritura casi máximas a partir de los 8 KB. Sí debemos tener en cuenta que a partir de 64 KB este SSD ya rinde a máxima velocidad.

Otra herramienta con la que podemos medir el rendimiento de un SSD es AS SSD Benchmark. Esta herramienta es muy parecida a CrystalDiskMark, pero tiene otros tests y nos enseña también el tiempo de acceso y nos muestra una nota final en función de los valores de todas las pruebas.

SSD Western Digital Green 240 GB - AS SSD Benchmark 1

Esta herramienta también nos permite realizar otras dos pruebas muy interesantes. La primera de ellas es un benchmark en el que se mide la velocidad y el tiempo que tarda el SSD en copiar una imagen ISO grande, un programa o un juego, pruebas mucho más útiles y prácticas para el uso que vayamos a dar a esta unidad de almacenamiento.

SSD Western Digital Green 240 GB - AS SSD Benchmark 2

También nos permite probar el rendimiento al comprimir archivos no comprimibles, práctica en la que la mayoría de los SSD suele fallar y dar muy malos rendimientos. Igual que la mayoría de la gama media, en esto también ha sacado mala nota el SSD, especialmente en torno a la mitad del proceso.

SSD Western Digital Green 240 GB - AS SSD Benchmark 3

Por último, vamos a medir el rendimiento (y obtener su correspondiente nota final con referencias) con el Anvil Storage Utilities. Nada nuevo respecto a los tests anteriores, salvo que la nota final es bastante baja en comparación a otros de la gama más alta que suelen obtener puntuaciones superiores a los 4500 puntos.

SSD Western Digital Green 240 GB - Anvil's Storage Utilities

Conclusión

Si estamos buscando un SSD para nuestro ordenador dentro de la gama económica, sin querer sacar el máximo rendimiento a este tipo de dispositivos, entonces sin duda estamos ante una gran opción. Salvo para determinadas tareas, para un uso del día a día, su rendimiento va a ser muy similar al de cualquier otro SSD, aunque en determinadas tareas mucho más exigentes sí que puede mostrar las debilidades que se muestran en los benchmarks.

Este SSD Western Digital Green de 240 GB tiene un precio bastante bueno para esta capacidad. Además, también tenemos el modelo de 120 GB que podemos conseguir también muy barato, ideal para los que simplemente quieren instalar Windows y algún programa en él, pero tienen otro disco duro de mayor capacidad conectado al equipo como almacenamiento.

  • Modelo de 240 GB por 70,58€ con el código de descuento WD240ES.
  • Modelo de 120 GB por 41.03€ con el código de descuento WD120ES.

Si necesitamos mayor capacidad, los SSD Blue de Western Digital nos permiten conseguir 250 GB, 500 GB y hasta 1 TB de espacio, aunque, como es comprensible, los precios se disparan, especialmente en el último modelo.

Pros:

  • 7 mm de grosor.
  • Se calienta muy poco.
  • Bajo consumo de energía.
  • Características soportadas (S.M.A.R.T., APM, NCQ, TRIM y DevSleep)
  • Velocidades de acceso secuencial a la altura de lo esperado en un SSD.
  • Precio.

Contras:

  • Velocidades de lectura y escritura de archivos pequeños.
  • Rendimiento en comparación con la gama alta de SSD.

Por ello, hemos decidido otorgar a este SSD Western Digital Green de 240 GB nuestro galardón de oro.

Puntuación SSD Western Digital Green 240 GB

 

Leer más
Periféricos

WD My Cloud Pro PR2100 16 TB

  • 17 de agosto, 2016 • 11:00
  • Rodrigo Alonso

WD Logo

Con las necesidades de almacenamiento personalizado cada vez más grandes en la era digital en la que vivimos, muchas veces el tener un NAS de gran capacidad y con funciones avanzadas ya no es algo solo para el nivel empresarial. Ésta es precisamente la idea que WD tiene con el My Cloud Pro PR2100 de 16 TB que analizamos en el día de hoy, la de proporcionar una herramienta de trabajo que permita tener nuestras cosas siempre a mano estemos donde estemos, pero lo suficientemente sencillo de utilizar y con características avanzadas multimedia para que sea también apto para usuarios domésticos.

Estamos ante un NAS que efectivamente está orientado a empresas pero que no por ello se limita a éstas. Incorpora prácticamente las mismas características que ya vimos en el pasado cuando analizamos el WD My Cloud DL2100, con un sistema operativo optimizado, mayor capacidad y un hardware más potente que nos permitirá realizar las mismas funciones en menor tiempo, añadiendo claro transcodificación por hardware y servidor multimedia para que podamos utilizarlo también como herramienta multimedia en alta definición para el hogar.

Es cierto que el WD My Cloud Pro PR2100 de 16 TB tiene un precio prohibitivo para usuarios de a pie (cuesta 1050 euros en la tienda online de WD) y por ello está, de nuevo, orientado a entornos empresariales, pero el fabricante justifica el precio tanto por la densidad de almacenamiento (16 TB ocupando muy poco espacio físico) como por las características avanzadas de integración, seguridad y alta disponibilidad. Vamos a verlo.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

Specs

En la página web el fabricante prácticamente no da nada de información sobre el producto, pero afortunadamente sí que viene descrito el hardware que monta en el embalaje del producto como veremos en seguida.

  • Procesador Intel Pentium N3710 a 1.6 Ghz (quad-core).
  • 4 GB de RAM DDR3L.
  • Una única tarjeta de red Intel Gigabit con dos puertos RJ-45.
  • Una única fuente de alimentación con dos tomas de corriente, capaz de hacer bypass interno.

Con éstas características, el DL2100 de WD es capaz de realizar transcodificación de vídeo en tiempo real (gracias a PLEX) en resolución 4K sin demasiados problemas. También es compatible con cifrado AES de 256 bits.

Una característica que me llama la atención es que a pesar de contar con dos bocas de red y dos para alimentación, en ningún caso son redundantes. La tarjeta de red sí que permite realizar un balanceo de carga pero no teaming para obtener el doble de ancho de banda. En otras palabras, ésto es útil únicamente si tenemos switches Fast Ethernet (10/100) que sería bastante raro, o si tenemos varias VLAN montadas, una para dentro y otra para fuera de la red (DMZ).

En el caso de la alimentación sí tiene sentido, pues al ser el módulo interno para la fuente de alimentación capaz de realizar bypass interno permitiría que si se va la luz del automático de unos enchufes, podría seguir funcionando por la otra, siempre que enchufemos cada uno de ellos a distintos circuitos eléctricos, claro, y que no salte el automático general.

ANÁLISIS EXTERNO.

El WD My Cloud Pro PR2100 viene embalado en una caja de cartón semi rígido de color azul en cuya cara principal se nos presenta el producto con sus principales características destacadas, incluyendo el logo del servidor multimedia PLEX.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -001

En la cara trasera se hace un resumen de sus características multimedia, incluyendo la capacidad de transcodificar en tiempo real vídeo en resolución UHD. En un lateral encontramos un croquis del producto por delante y por detrás, dejando para el lateral opuesto las especificaciones técnicas resumidas. En la parte superior, una enumeración de los requisitos de sistema y con tenido del paquete.

Como es habitual en éste fabricante, al abrir la caja nos encontramos con la unidad NAS perfectamente protegida, y todos sus accesorios dentro de una caja de cartón neutro.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -006

Vamos con los accesorios. WD incluye un cable de red Cat.6, manual de instrucciones, fuente de alimentación externa con dos cables (europeo e inglés) y un panfleto sobre cómo crear nuestra propia Cloud privada. Esto significa que si queremos tener dos fuentes de alimentación, la segunda tendremos que comprarla por separado.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -007

La fuente es de 48 vatios y está fabricada por APD.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -008

Vamos ahora con la unidad NAS. Pesa bastante pero tiene unas dimensiones bastante reducidas, lo que nos permitirá colocarla casi en cualquier parte.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -009

En la parte delantera encontramos las dos bahías para discos duros que en éste caso ya tienen disco dentro (ahora los vemos).  También el botón de encendido, y en la zona inferior izquierda un puerto USB 3.0 con un botón que nos permitirá copiar todo el contenido de la unidad que conectemos directamente al almacenamiento del NAS.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -010

Nada en el lateral derecho.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -011

Y en el izquierdo tan solo una pequeña rejilla.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -012

En la parte trasera tenemos un ventilador de 80 mm que será en encargado de refrigerar los componentes internos, así como un cierre de seguridad Kensington, dos puertos RJ-45, los dos conectores de alimentación y otro puerto USB 3.0, además del botón de reset que en éste caso no sirve para reiniciar la unidad sino para devolverla a los valores de fábrica.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -013

La zona inferior está dominada por cuatro grandes patas de goma.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -014

Vamos a volver a la parte delantera para enseñaros los discos. Las dos bahías se abren tan solo tirando de ellas hacia arriba y el disco sale solo pues cuenta con un sistema de muelles por dentro.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -015

Los dos discos que incorpora ésta unidad de 16 TB son lógicamente dos WD Red de 8 TB cada uno.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -016

Internamente, la conexión es SATA 3, así que ya podéis suponer el rendimiento que nos espera.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -017

ANÁLISIS INTERNO.

Ya hemos visto el dispositivo por fuera, así que es hora de destriparlo para ver qué hardware esconde en su interior. Quitar la carcasa negra exterior es tan sencillo como retirar los tres tornillos que tiene por detrás y tirar de ella, enseñándonos ahora un esqueleto metálico que no nos deja acceso a prácticamente nada.

Si queremos, por ejemplo, cambiar el ventilador porque se nos ha averiado, tendríamos que quitar también una segunda carcasa metálica interna. Para ello hay que retirar un puñado de tornillos y, desgraciadamente, despegar dos de las patas inferiores. Ésto nos da acceso a la placa base y los componentes internos del equipo.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -021

Aquí tenéis el ventilador del sistema un poco más de cerca.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -022

El disipador que refrigera el procesador Intel es pasivo y se ancla con dos puntos nada más.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -023

Es muy fácil retirarlo para ver el procesador, aunque en éste caso el socket es BGA y va soldado a la placa, por lo que no se puede cambiar.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -025

La placa también tiene un zócalo PCI-Express 2.0 x1, al que se conectan los dos puertos SATA para los discos mediante un riser.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -024

Los 4 GB de RAM DDR3L los fabrica SK Hynix, y también van soldados a la placa. Es un único chip con part number H5TC4G63CFR.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -027

La ROM del sistema en éste caso la fabrica Micron, con part number JW963. Son 16 GB de memoria eMMC que en éste caso se utilizan tanto para almacenar el sistema operativo como los datos de la controladora RAID.

WD MyCloud Pro PR 2100 16 TB -026

TESTEO.

Volvemos a ensamblar la unidad y la ponemos en marcha para ver qué tal funciona. Con lo primero que nos encontramos tras conectarlo y encenderlo, y acceder mediante su dirección IP al mánager es que la unidad necesita una actualización de Firmware.

1.- Firmware

He de indicar un punto muy negativo aquí y en el que WD debería trabajar para paliar: el tiempo de instalación del nuevo firmware. En nuestro caso tardó cerca de una hora en realizar una tarea que en NAS de otros fabricantes como Synology se reduce a menos de 10 minutos. Es inconcebible que un dispositivo de éstas características y precio te obligue a parar una hora para actualizar su firmware.

Una vez actualizado el firmware ya podemos acceder al menú, el cual como veréis muestra que tenemos 7,93 TB y no 16 TB. Esto es así porque de fábrica los discos vienen configurados en RAID 1 (modo espejo) para máxima protección de datos.

2.- Menú

Cambiar el modo de RAID es muy sencillo, aunque de nuevo nos encontramos con un tiempo demasiado grande para realizar la tarea.

3.- RAID

En nuestro caso hemos configurado los discos en RAID 0 para obtener el máximo rendimiento y la máxima capacidad, pero podemos configurar también modo JBOD si queremos.

3.1.- Cambiar

3.2.- Cambiar RAID0

El sistema operativo que WD utiliza en éste PR2100 no ha cambiado prácticamente con respecto al que vimos en el DL2100 salvo un poco en cuanto a estética. Así, podemos crear y configurar usuarios y grupos internos en el NAS, o podemos unir el dispositivo a nuestro dominio para que coja los usuarios y grupos directamente desde Directorio Activo si lo tenemos.

4.- Usuarios

4.1.- Dominio

Del mismo modo, podemos configurar recursos compartidos a los que podremos configurar permisos a grupos o usuarios individuales, independientemente de si son internos o de dominio.

5.- Archivos

También podemos configurar el acceso desde la nube, aunque no me gusta nada porque requiere registrar una cuenta en MyCloud.com, lo que significa que nuestros datos dejarán de ser privados.

6.- Cloud

Así mismo, podemos utilizar el PR2100 como unidad de copia de seguridad, o si tenemos varias de éstas unidades, hacer que repliquen las unas en las otras.

7.- Backup

Una característica interesante es que podemos configurar la unidad como iSCSI para utilizarla con entornos VMWare por ejemplo.

8.- iscsi

Igual que en otras versiones de éste NAS, podemos utilizarlo como servidor de descargas HTTP, FTP y P2P, aunque eso sí, lo hace con un gestor interno. No obstante, como está basado en Linux podemos instalar paquetes de terceros como Transmission para hacer del NAS un servidor Torrent.

9.- Apps

Éste tipo de servicios los tenemos que habilitar en las opciones de red del dispositivo, incluyendo la facultad de acceder mediante SSH, necesaria si queremos entrar en el Linux interno e instalar paquetes de terceros. Ésto es otro aspecto que debería mejorar WD para usuarios avanzados, pues es algo que por ejemplo Synology tiene implementado ya en su interfaz gráfica DSM desde hace mucho tiempo. El caso es facilitarle las cosas al usuario, y que tengas que hacerlo por línea de comandos desde luego no es de ayuda.

10.- Red

Hablando del Linux interno, el WD My Cloud PR2100 emplea BusyBox 1.20.2 basado en Debian.

10.1.- Putty

Para terminar con el software, cabe destacar que podemos configurar la unidad NAS como servidor PLEX, servidor DLNA o iTunes como queramos.

11.- Multimedia

Rendimiento.

Ya solo nos queda hablar de qué tal funciona la unidad. Teniendo en nuestro domicilio una red Gigabit vamos a estar limitados a pesar de haber configurado un RAID 0 en los discos, así que tampoco es que los datos de los que os vamos a hablar ahora sean muy transcendentales, pues esencialmente hemos obtenido el rendimiento máximo que nos da nuestra red doméstica: unos 118 MB/s de velocidad de transferencia, lectura y escritura, en todos los casos.

CONCLUSIÓN.

Dejando de lado unos inaceptables tiempos de downtime para actualizar firmware o cambiar el modo de RAID, el WD My Cloud Pro PR2100 de 16 TB es un gran dispositivo que sin lugar a dudas será muy útil para entornos empresariales o domésticos avanzados que tengan necesidad de un gran volumen de almacenamiento con un excelente rendimiento y opciones avanzadas de integración en dominio o entornos virtuales.

Sin duda, una inversión de 1.050 euros por 16 TB de almacenamiento rápidos y seguros no es mucho para una empresa, así que consideramos también que en cuanto a precio es bastante adecuado.

PROS:

  • Muy buen rendimiento.
  • Gran capacidad.
  • Ocupa poco espacio y es silencioso en funcionamiento.
  • Funciones avanzadas de integración (dominio, iSCSI, etc.).
  • Fácil acceso a los discos.

CONTRAS:

  • Tiempos de espera inaceptables para actualizar firmware o cambiar tipo de RAID.
  • Hay que desmontar completamente el NAS para cambiar el ventilador.

Score PR2100

Por ello, éste WD My Cloud Pro PR2100 se lleva nuestro galardón de Oro y nuestra recomendación por su buena relación prestaciones / precio.

Leer más
Periféricos

WD My Cloud DL2100

  • 02 de junio, 2015 • 11:00
  • Rodrigo Alonso

WD LogoUn nuevo NAS llega a nuestro laboratorio y ésta vez se trata de uno de WD, compañía que en el entorno de NAS tradicionalmente se ha enfocado más a dispositivos para el usuario doméstico y no para empresas. En esta ocasión analizamos el WD My Cloud DL2100, un equipo de doble bahía orientado a pequeñas y medianas empresas, así como para usuarios avanzados gracias a que integra diversas funciones que permiten su integración en sistemas corporativos.

Estamos por lo tanto ante un NAS orientado principalmente a empresas, y prueba de ello es su precio de partida: cuesta unos 360 euros el modelo más barato, es decir, el que viene sin discos duros. El modelo que nos ha enviado WD es el de 4 Tb (dos WD Red de 2 Tb) que cuesta unos 570 euros, tenemos otro modelo de 8 Tb que ya sube hasta la friolera de 740 euros, y el tope de gama cuenta con 12 Tb de capacidad y ya asciende a casi 1.000 euros. Es por ello por lo que vamos a ser bastante exigentes en nuestro análisis, puesto que no se trata de un producto que vaya a buscar una buena relación de calidad / precio, sino que pretende entregar una gran calidad y rendimiento, pagando por supuesto por ello.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

  • Procesador Intel Atom C2350 de doble núcleo a 1.7 Ghz.
  • 1 GB de memoria RAM DDR3 ampliable a 5 GB en total.
  • Dos puertos RJ-45 Gigabit Ethernet.
  • Dos bahías para discos duros de 3.5 pulgadas SATA 3.
  • Dos USB 3.0.
  • Dos tomas de corriente (una es de respaldo).
  • Admite configuraciones RAID 0, RAID 1 y JBOD.
  • Capacidad máxima de 12 Tb (dos discos de 6 Tb).
  • Compatible con Wake on LAN.
  • Dimensiones: 216 x 108 x 147 mm (largo x ancho x alto).

Ya de entrada vemos en sus características que cuenta con un par interesantes, sobre todo para una empresa. El tener dos puertos RJ-45 y dos conectores de alimentación asegura redundancia tanto en red como en alimentación, algo casi imprescindible para asegurar un funcionamiento continuo. Eso sí, ésto no está respaldado por la integración de los discos duros puesto que no admite la sustitución de discos en caliente, es decir, si se estropea un disco y queremos cambiarlo o si solo tenemos un disco y queremos añadir un segundo, tendremos que apagar el dispositivo para hacerlo.

ANÁLISIS EXTERNO.

WD ha escogido una caja de cartón blando en la que predomina el color azul típico de la marca. En la cara frontal podemos ver una foto a tres cuartos del dispositivo y un resumen de sus principales facultades, dejando para la cara posterior un diagrama del dispositivo indicando sus partes principales, y en los laterales las especificaciones técnicas.

Entre los accesorios que incluye WD con éste NAS encontramos:

  • Adaptador de corriente.
  • Cable de corriente con conector europeo.
  • Cable de corriente con conector americano.
  • Cable de red Cat. 6.
  • Manual de instrucciones.
  • Información sobre la garantía.

Aquí podéis ver el WD My Cloud DL2100 ya fuera de la caja.

WD My Cloud DL2100 -010

Vamos como siempre primero a ver el frontal. Como podéis comprobar las dos bahías extraíbles están expuestas, es decir, no hace falta retirar ninguna pieza para acceder a ellas. Para extraerlas solo hay que tirar de la pestaña, la cubierta baja y el disco duro sale dado que WD ha instalado un sistema con muelles para que así sea (más adelante lo vemos con detalle). También en el frontal encontramos un puerto USB 3.0 con un botón para realizar una copia de su contenido directamente al NAS y el botón de encendido y apagado de rigor.

WD My Cloud DL2100 -011

Ambos laterales son casi iguales, con la salvedad de que el izquierdo tiene una pequeña rejilla para dejar pasar el aire.

En la parte trasera encontramos un ventilador de 92mm dominando casi toda su extensión. También otro puerto USB 3.0, cierre de seguridad Kensington, botón de reset y los puertos dobles RJ-45 y de alimentación.

WD My Cloud DL2100 -014

La parte de abajo es completamente estanca y solo encontramos cuatro patas que no son de goma, sino de un material aterciopelado cuya única función es la de que el NAS no raye la superficie si lo arrastramos. No hay por tanto gomas que ayuden a absorber las vibraciones que generan los discos duros del interior del NAS.

WD My Cloud DL2100 -015

ANÁLISIS INTERNO.

Como decíamos antes, los discos duros se pueden extraer desde el frontal con tan solo tirar de la pestaña, y el disco sale tal cual pudiendo ponerlo y quitarlo con facilidad (aunque recordad que el NAS debe estar apagado). En este caso, como el modelo que WD nos ha enviado es el de 4 Tb, incluye dos discos duros WD Red de 2 Tb cada uno.

 

Al quitar los discos duros tenemos acceso directo a ver el PCB sobre el que WD ha montado los conectores SATA integrados.

WD My Cloud DL2100 -019

Con solo retirar tres tornillos en la parte de atrás también podemos quitar la carcasa externa del NAS que nos dará un acceso bastante limitado a los componentes internos.

WD My Cloud DL2100 -020

Básicamente a lo único que tenemos acceso es al solitario zócalo de memoria RAM DDR3 por si queremos ampliar la memoria hasta en 4 GB adicionales.

WD My Cloud DL2100 -021

No obstante, si nos «asomamos» un poco también podemos ver el disipador pasivo del procesador.

WD My Cloud DL2100 -022

TESTEO.

Para echar a funcionar el WD My Cloud DL2100 solo hay que conectarle el cable de corriente y el de red.

WD My Cloud DL2100 -023

WD pone a disposición de los usuarios la aplicación WD Discovery en su página web, de manera que podamos saber de manera fácil y rápida cuál es la IP que se ha asignado a nuestro NAS y de esta manera poder comenzar a configurarlo. Por defecto el NAS tiene habilitada la configuración DHCP por lo que es el router el que le asigna una IP, así que también podemos ir simplemente a la página de configuración del router para saber cuál le ha asignado. Una vez que sabemos la IP solo hay que introducirla en el navegador y ya podremos acceder a la configuración del dispositivo.

1.- Login

Son muchas las opciones que esconde WD en esta página principal que parece tan simple y amigable a simple vista, y es que a diferencia de otros modelos de WD My Cloud que hemos analizado, el DL2100 es mucho más completo dado que pertenece a la familia Business de WD.

2.- Menú principal

Desde éste menú principal podemos realizar tareas básicas tales como agregar usuarios, dispositivos en la nube, realizar un diagnóstico del dispositivo, actualizar el firmware, etc, además de ver de un vistazo qué tipo de archivos están ocupando el espacio interno del NAS.

La segunda pestaña nos lleva a la configuración de usuarios, mediante la que podemos crear y asignar permisos en éstos.

La tercera pestaña sirve para hacer lo propio con recursos compartidos.

8.- Configurar archivos compartidos

Y la cuarta pestaña para configurar el acceso desde la nube. Ésto como bien sabéis es muy sencillo de configurar, y nos permitirá acceder a los datos del NAS desde la aplicación WD My Cloud que está disponible tanto para PC como para dispositivos móviles iOS y Android. Eso sí, el acceso se realiza con una cuenta que creemos en WD y no nos permite, por ejemplo, mapear una unidad de red (para eso necesitaremos meter el NAS en dominio y configurar una VPN).

9.- Acceso a la nube

El WD My Cloud DL2100 también nos permite, igual que toda la familia My Cloud, configurar copias de seguridad de diferentes maneras; podemos utilizar otro dispositivo para hacer copias de seguridad de éste, ya sea otro NAS o un disco duro USB conectado al DL2100, copias de seguridad internas, en la nube, etc. También sirve de Time Machine si tenemos un sistema Apple.

10.- Copias de seguridad

La siguiente pestaña ya tiene más miga, y es que en ella podremos configurar todo lo relacionado con el almacenamiento. Aquí podemos seleccionar el tipo de RAID que queremos para nuestros discos, ver su estado, cifrar los datos, y lo que me parece más interesante, crear volúmenes iSCSI y asignarlos a LUN para integrar el DL2100 con VMWare, Hyper-V u otras plataformas de virtualización. Esta es posiblemente una de las características que más pueden interesar a los IT Managers de las empresas.

WD también ha añadido la posibilidad de instalar aplicaciones directamente desde un repositorio, pero también incluye la posibilidad de manera nativa de gestionar descargas HTTP, FTP y P2P.

15.- Aplicaciones P2P

Sin embargo como decimos las opciones más interesantes las encontramos dentro del repositorio, aplicaciones tales como Plex o Transmission, e incluso WordPress para hacer de servidor HTTP casero (con phpMyAdmin, claro). Un gran punto a favor es que podemos añadir aplicaciones manualmente que no estén en la lista.

16.- Agregar aplicaciones

Una de las aplicaciones que seguro que más interesará a los usuarios es Transmission, un cliente de Torrent mediante el que podemos hacer que nuestro DL2100 sea totalmente autónomo ya que integra su propia intefaz web e incluso su propia aplicación de escritorio (ésta última tendremos que descargarla aparte y configurarla para que tome el DL2100 como servidor de torrent). Antes también se podían hacer estas cosas en los NAS de WD gracias a que integraban una distribución de Linux (Debian), pero había que hacerlo todo a mano y podía ser engorroso para usuarios inexpertos. Visto que muchísimos usuarios lo hacían, finalmente WD ha decidido poner las cosas más fáciles para todo el mundo. Bravo.

17.- Transmission

Vamos a la configuración. Desde aquí tenemos opciones para configurar parámetros tales como la hora automática, el acceso a la nube, opciones de ahorro de energía, copias de seguridad Time Machine, Papelera de Reciclaje, configuración de red incluyendo servicios tales como FTP o SSH, y lo que nos parece más importante, tenemos la posibilidad de integrar el DL2100 en un dominio, algo obligatorio para un NAS que pretende ser empresarial.

Por supuesto y aunque se trate de un NAS pensado para empresas, también puede hacer las veces de servidor multimedia a través de DLNA.

21.- Multimedia

Casi terminamos. WD también ha dispuesto una buena batería de utilidades para el NAS, desde el que podremos hacer pruebas de los discos, formatear, apagar, etc.

22.- Utilidades

También se pueden configurar notificaciones de alerta tanto por correo como por SMS. Para notificaciones de correo, el NAS tiene su propio servidor SMTP integrado para el envío, pero para los SMS hay que tener configurado un servidor para tal efecto.

23.- Notificaciones

Para terminar, la última opción que se nos da es la de actualizar el firmware, aunque ésto ya lo teníamos en el menú principal.

24.- Actualizar firmware

CONCLUSIÓN.

El WD My Cloud DL2100 es un NAS capaz de realizar cualquier tipo de tarea con soltura y rapidez, incluso cuando recurrimos al cifrado de los datos. Tiene una capa enorme de personalización en la distribución Linux Debian que integra pero aun así es altamente personalizable si se tienen los conocimientos necesarios. Para los que no, a través de su sistema operativo propietario integra todas las opciones necesarias para configurar prácticamente todo lo que queramos, incluyendo aplicaciones de terceros. Para empresas, el poder configurar LUN y volúmenes virtuales iSCSI es un gran punto a favor, así como la obligatoria incorporación a un dominio.

Como puntos débiles hemos de resaltar que no se pueden realizar cambios de discos en caliente, y por supuesto que se trata de un dispositivo con un precio que prácticamente es prohibitivo para un usuario de a pie. De hecho creemos que WD debería replantearse el precio de éste dispositivo, puesto que por menos dinero tenemos soluciones más orientadas a profesionales de la competencia, especialmente de Synology.

PROS:

  • Rendimiento muy sólido en todo tipo de tareas.
  • Inclusión en dominio.
  • Posibilidad de configurar volúmenes virtuales iSCSI.
  • Red y alimentación redundantes.
  • Sistema operativo muy ameno y fácil de configurar para todo tipo de necesidades.
  • Diseño con carcasa metálica muy sólido.
  • Muy silencioso en funcionamiento.

CONTRAS:

  • No acepta cambios de disco en caliente.
  • Precio.

Puntuación DL2100

Por ello, este WD My Cloud DL2100 se lleva nuestro galardón de Oro y nuestra recomendación por su excelente rendimiento y su diseño compacto y robusto.

Leer más