AMD lanza nuevos drivers para poder jugar a juegos con las gráficas para profesionales

Escrito por Juan Diego de Usera

AMD Radeon acaba de lanzar un nuevo driver para sus tarjetas gráficas destinadas a ser empleadas por los profesionales. La principal novedad que traen estos nuevos drivers, es que en ellos se incluye también una versión de los drivers AMD Radeon Adrenalin 2019 Edition, que la empresa publica periódicamente para ser empleados por los usuarios de ordenadores de escritorio. Al hacer esto, AMD Radeon estaría facilitando que sus tarjetas gráficas de ámbito profesional se pudieran usar para jugar a los últimos juegos con rendimientos más que aceptables.

De siempre, el soporte para poder usar juegos en las tarjetas gráficas profesionales, ya sean la gama Radeon Pro de AMD o la gama QUADRO de NVIDIA, ha sido bastante limitado. Algo que, por otro lado, es bastante razonable, dado que la mayoría de usuarios que emplean este tipo de tarjetas gráficas no suelen emplearlas para jugar. Con lo que el rendimiento de éstas en juegos es una consideración bastante marginal. Sí, es verdad que con las tarjetas gráficas profesionales se puede jugar. Pero su rendimiento en juegos es muy inferior a las tarjetas gráficas de escritorio, dado que, de serie, no los soportan.

Este hecho ahora, con los nuevos AMD Radeon Pro Software for Enterprise 19.Q2 WHQL, en los que se incorpora el soporte para la actualización Windows 10 May 2019 Update que el desarrollador de software debería de liberar en los próximos días, se incorpora el soporte de los drivers AMD Radeon Adrenalin 2019 Edition al conjunto, con su soporte para juegos desde el primer día de su lanzamiento.

Los drivers para tarjetas gráficas profesionales no incorporan todas las características de los de las gráficas de escritorio

Aunque los nuevos drivers de AMD Radeon para sus tarjetas gráficas profesionales incorporen la compatibilidad con los drivers AMD Radeon Adrenalin 2019 Edition, no soportan todas las funcionalidades de estos drivers. Por ejemplo, características como Enhanced Sync, WattMan, Chill, Overlay y el medidor del rendimiento de la tarjeta gráfica, no estarán disponibles para los usuarios. Sí, por ejemplo, podrán usar Radeon Pro ReLive Streaming.

Los problemas que se han solucionado con los últimos drivers son:

  • Problemas con monitores con resolución 4K a 60 Hz de refresco y RGB 4:4:4 que no eran capaces de reconocer los ajustes para 10 bits.
  • Problemas con la pestaña de visión general en los ajustes Radeon Pro Settings.
  • Errores observados en la pestaña Radeon Pro Settings cuando se emplea Windows 7 como sistema operativo.
  • Problemas de corrupción de los colores con el programa Photoshop CC cuando se activa el color de 30 bits.

Otros problemas todavía siguen presentes en esta nueva edición de los drivers:

  • Algunos monitores que tienen el color de 10 bits activado todavía presentan problemas al descartar una configuración 2×1 de Eyefinity SLS.
  • Platform Compatibility podría no mostrarse en algunas configuraciones móviles.
  • Algunos usuarios pueden experimentar problemas como corrupción de colores cuando se crean o deshacen configuraciones SLS. O cuando se desconecta o conecta el monitor en caliente.
  • Pueden presentarse problemas en el renderizado cuando se emplean configuraciones con varios monitores en un escenario que emplea VMWare y se conectan o desconectan los monitores en caliente.

Los nuevos drivers AMD Radeon Pro Software for Enterprise 19.Q2 WHQL se pueden descargar directamente desde su propia página web, seleccionando el modelo de tarjeta gráfica que tengamos.

Fuente > AMD Radeon

Continúa leyendo
  • Matias Ignacio

    deberían sacar drivers profesionales para las tarjetas de videojuegos, o sea lo mismo pero al revés, pero dudo que lo hagan, ya que el negocio es vender las tarjetas profesionales a precios exorbitantes

    • harkonen

      Pues si la verdad pero sinto decirlo que no lo veremos en mucho tiempo….

    • ElYi

      Las gráficas profesionales tienen drivers con muchísimas más horas de trabajo que los normales porque están adaptados a ciertos programas en concreto, y se destinan todo el tiempo, dinero, personal y recursos disponibles a mejorar el rendimiento de las tarjetas en esos programas que suelen ser de diseño gráfico y cosas así del entorno profesional, que además funcionan con OpenGL que es una API a la que solo se le da importancia en este tipo de tarjetas y drivers. El problema de las gráficas normales es que ya no se optimizan para OpenGL y van bastante mal y se quedan colgadas cuando las sometes a mucho trabajo durante muchas horas o días seguidos, que es como se usan estas tarjetas profesionales. Además, al tener una tarjeta profesional con drivers profesionales, AMD y Nvidia te dan soporte personalizado, es decir, si te pasa cualquier cosa, llamas por teléfono y puedes hablar el tiempo que sea necesario con tu arquitecto de hardware personal. Por estas cositas las gráficas esas son tan caras