Los AMD Ryzen 3000 son más difíciles de fabricar: solo el 70% pasa el corte

Zen 2 es ampliamente esperado por todos, ya que de nuevo AMD va a volver a innovar en el sector del PC y servidores, cambiando con ello el paradigma a unos más avanzados chiplets. Este movimiento se produce por varios motivos, donde uno de ellos es la simplificación de los núcleos, lo que debería traducirse en una tasa de éxito por oblea más alta, pero ¿es realmente cierto?

El proceso de 7 nm de TSMC, por debajo de la tasa de éxito de los 14 y 12 nm

zen-2

Los 7 nm son ya una realidad en el mercado desde hace meses, donde hemos podido disfrutar por ejemplo de la Radeon VII como punta de lanza del proceso litográfico y en breve lo haremos con más productos de AMD. Como hemos comentado, el hecho de lanzar chiplets, separar algunas características de los núcleos y llevarlas al llamado I/O Die, es un cambio de paradigma del cual ya hablamos y que debería facilitar la tasa de éxito a la hora de construir dichas CPUs en este proceso litográfico.

Chips más pequeños y simples, con mayor tasa de éxito y mayor número de dies por oblea, sin duda todo suena genial, pero ¿y si esto no fuera del todo cierto?

Nuevos rumores afirman que el rendimiento por oblea de TSMC no es tan bueno como se esperaba, sobre todo después del rediseño de la arquitectura de AMD con las ventajas arriba nombradas. En concreto, se habla de aproximadamente un 70% de éxito dentro de las obleas de 300 mm, es decir, por cada oblea hay un 30% de chips que no son completamente funcionales.

Esto no es un problema como tal, pero sí es cierto que se esperaban tasas iguales o por encima de lo que vimos con Zen y Zen+, es decir, alrededor del 80%.

Menor tasa de éxito por oblea mayor precio final para el consumidor

amd-zen-2

Esto deriva en un problema de primera magnitud: un menor rendimiento por oblea de chips funcionales repercute directamente en el precio final de la CPU. Para hacernos una idea, el nuevo Intel Xeon de 28 núcleos tiene una tasa de éxito de solo el 35%, lo cual explica en gran parte su alto precio.

Aunque con el paso del tiempo dicha tasa de éxito en las obleas mejora, la aceptación principal del mercado depende en gran medida de los precios iniciales en la presentación de dichos chips. ¿Significa esto que finalmente los precios de los nuevos Zen 2 pueden ser más altos que lo que esperamos?

En principio no, ya que dicha tasa de éxito no es precisamente baja, aunque es cierto que no es espectacular. AMD ya debería contar con este factor desde las primeras muestras de ingeniería hace ya casi un año y con ello tener muy acotado el margen de ganancia por venta. La pregunta real sería si AMD va a generar beneficios con cada venta, ya que las filtraciones apuntan a precios muy competitivos frente a su rival en cuanto a número de núcleos se refiere.

Esto podría explicar el ya comentado rumor de que AMD esperará a EUV para lanzar su CPU de 16 núcleos y 32 hilos en AM4, donde dicha técnica no solo debería aumentar la tasa de éxito de las obleas, sino producir una reducción en el consumo que potencie la implementación de los 8 núcleos por die.