Review: be quiet! Dark Rock Pro 4, una bestia que disipa hasta 250 W

Escrito por Rubén Velasco

Cuando montamos un ordenador debemos prestar atención a la elección de un disipador según el tipo de procesador que tengamos (no genera el mismo calor un Celeron que un i7), además de tener en cuenta el tamaño de la caja y si estamos buscando algo que refrigere bien y no genere demasiado ruido. Siempre que el tamaño de la caja no sea un problema, un disipador de gama alta que podemos utilizar para mantener nuestro ordenador fresco sin generar mucho ruido es el be quiet! Dark Rock Pro 4.

El disipador be quiet! Dark Rock Pro 4 es el sucesor del modelo 3 lanzado ya hace unos años. Este nuevo disipador mejora el diseño y el montaje, siendo capaz de disipar un total de 250 W TDP, lo que le convierte en una solución perfecta tanto para los procesadores de gama baja como para los de gama más alta, incluidos los últimos Intel i7.

El be quiet! Dark Rock Pro 4 está fabricado en su mayor parte de aluminio pintado de color negro para darle una apariencia mucho más de gama alta. Además, cuenta con dos radiadores en los cuales podemos encontrar 7 tubos conductores heat-pipe, también de aluminio, para disipar el calor generado por el procesador.

Este disipador viene por defecto con dos ventiladores SilentWings 3, uno de 120 mm y otro de 135 mm, ambos controlados por PWM para mantener el equipo lo más silencioso posible. Además, también vamos a poder colocarle un tercer ventilador, si queremos, para mejorar aún más la disipación de calor.

Para poder disipar un total de 250 W TDP, este disipador ha tenido que ser construido con un tamaño bastante grande, teniendo unas dimensiones de 162 mm x 136 mm x 123 mm, además de un peso de 1.13 Kg, por lo que debemos tener una caja considerablemente grande para poder colocarlo.

Be Quiet Dark Rock Pro 4 - Disipador 1

be quiet! Dark Rock Pro 4, un gran disipador para torres grandes y ordenadores exigentes

Aunque el material de montaje es aluminio, no cobre como en otras alternativas, be quiet! ha sido capaz de hacer que esta solución disipe hasta 250W TDP, algo difícil de encontrar ni en otros disipadores similares ni en soluciones de refrigeración líquida de gama baja o gama media.

Eso sí, para ello ha tenido que sacrificar algo muy importante, el tamaño, teniendo delante un disipador de más de 15 centímetros de alto, espacio que no todas las cajas pueden tener disponible, por lo que si tenemos una torre relativamente pequeña es probable que nos encontremos con problemas al montarlo o al intentar cerrar la caja.

Si tienes una caja grande y estás buscando un disipador con muy buen rendimiento sin importante demasiado el tamaño, sin duda debes echar un vistazo a este.

A continuación, os dejamos nuestra review, las pruebas y la opinión personal del disipador be quiet! Dark Rock Pro 4.

Análisis: be quiet! Dark Rock Pro 4
Continúa leyendo