Fuentes de alimentación modulares: ventajas e inconvenientes

Escrito por Juan Diego de Usera

Hoy en día, las fuentes de alimentación modulares o semi modulares han bajado lo suficientemente de precio como para que los entusiastas se puedan plantear tranquilamente la adquisición de una de ellas. En el artículo de hoy, hablaremos de este tipo de fuente de alimentación y de sus ventajas e inconvenientes frente a los modelos tradicionales.

En términos de estética y de ventilación interior de la caja y los componentes que en ella hay montados, una de las grandes fallas de las fuentes de alimentación tradicionales, es la cantidad de cables que quedan sin usar, y que luego el usuario debe de buscarse la vida para poder esconder de una  manera más o menos adecuada, para que no estorben con el funcionamiento del resto de componentes de su equipo. Puede que esto último tenga una solución más o menos sencilla desde que se comenzaron a instalar las fuentes en la parte inferior de las cajas de ordenador, pero cuando la caja solo tenía  el espacio para instalar la fuente en su techo, era una pesadilla a la que se ha enfrentado cualquier instalador de ordenadores.

Para intentar eliminar estos problemas, hace bastantes años algunos fabricantes decidieron crear las fuentes de alimentación modulares. Este tipo de fuente se caracteriza por que en ellas no van unidas los cables de alimentación a los componentes al cuerpo de la fuente, si no que van aparte. Al fabricarse de esta manera, el usuario solo usa aquellos cables que realmente necesita de la fuente para alimentar sus componentes, pudiendo dejar el resto de ellos guardados en la correspondiente bolsa de cables que suele acompañar a este tipo de fuentes.

Las fuentes de alimentación modulares presentan más ventajas que inconvenientes

Desde el lanzamiento de las primeras fuentes de alimentación modulares, estas se han dividido en dos categorías:

  • Fuentes de alimentación semi modulares: son aquellas en las que los cables que van al conector de potencia principal de la placa base (ATX 24 pines) y al de alimentación al procesador (EPS 8 pines) sí están permanentemente unidos al cuerpo de la fuente, no así el resto de los cables.
  • Fuentes de alimentación completamente modulares: en este tipo de fuente, todos los cables se hayan separados de cuerpo de la fuente.

Puede que muchos usuarios piensen que es una tontería tener todos los cables de alimentación separados del cuerpo de la fuente, dado que precisamente esos dos cables son imprescindibles para que pueda funcionar el equipo. Sin embargo, esto se suele hacer para cierto tipo de usuarios que necesita poner varias fuentes de alimentación conectadas en cascada para mover sus equipos. Este tipo de situaciones es bastante común en los usuarios que se dedican a la minería profesional de cripotomoneda, que requieren dar alimentación a varias tarjetas gráficas en los rigs que emplean.

En general, el principal problema que tienen este tipo de fuentes es la pequeña pérdida de potencia y de limpieza de la señal de corriente que se produce cuando se hace el salto desde el conector interno de la fuente al conector del cable, que ha de llevarla hasta el componente correspondiente. Sin embargo, ambos valores son tan pequeños que realmente se los puede considerar despreciables.

También tienen el inconveniente de tener que conectar todos los cables que se van a necesitar, antes de montar la fuente en el equipo, al menos si en nuestro equipo queda esta en un lugar de difícil acceso de la caja, como aquellas que tienen toda la parte inferior tapadas por una cubierta.

Continúa leyendo