MSI prepara una nueva BIOS en sus placas para recibir Intel Optane

Escrito por Rodrigo Alonso

El otro día os contábamos que dentro de nada iban a estar disponibles los primeros SSDs Intel Optane para caché, en formato M.2, y el fabricante MSI ha sido el primero en responder al anuncio de Intel con una actualización masiva de la BIOS de las placas base de su catálogo que son compatibles con ésta tecnología de almacenamiento, de manera que puedan asegurar tanto la compatibilidad como el mejor rendimiento desde el principio.

Para ello, como decíamos MSI ha desplegado una nueva versión de BIOS para todas las placas base compatibles con Optane (abajo os ponemos la lista completa de placas con el número de BIOS que le corresponde para vuestra referencia) que no solo asegura la compatibilidad de éstos nuevos dispositivos, sino que además añade una sección en la BIOS llamada Optane Genie, una herramienta sencilla de instalación que permite al usuario configurar la memoria Intel Optane directamente desde la BIOS con solo un par de clics. Así, los usuarios solo tendrán que entrar en la BIOS, hacer clic en Optane Genie y seguir las instrucciones de un asistente que aparecerá para que la BIOS haga todo el trabajo de configuración.

Todas las placas MSI de la serie 200 son compatibles con la memoria Intel Optane y cuentan con ésta nueva característica en la BIOS, siempre a partir de la versión que os indicamos a continuación en éste último caso (anteriores versiones son compatibles pero no traen el Optane Genie). Aquí tenéis la lista completa de placas compatibles y su versión de BIOS correspondiente.

Como os contábamos el otro día, éste nuevo tipo de memoria de Intel combina los chips 3D Xpoint con una controladora que incrementa el rendimiento global de todo el sistema, especialmente en aquellos equipos con discos duros mecánicos, haciendo las veces de memoria caché (es decir, que se almacenan los datos que más se usan para proporcionar un acceso muy rápido a éstos). Los primeros SSDs Intel Optane vendrán en formato M.2 y en capacidades de 16 y 32 Gb. Son compatibles con el M.2 Shield que el fabricante incorpora en las placas de última generación, de manera que el SSD se mantendrá siempre a una óptima temperatura de funcionamiento.

Recordad que la BIOS en las placas de MSI se puede actualizar directamente desde la propia BIOS o incluso desde Windows mediante el software (Live Update) que proporciona el fabricante y que podéis descargar desde su página web.

Continúa leyendo